Ofrecido por

GurusBlog

Análisis de la rentabilidad-riesgo de los fondos de inversión

fondos inversion dinero

Mucho se ha debatido sobre la utilidad y la idoneidad de invertir en fondos de inversión. En este blog hemos defendido muchas veces que, en su gran mayoría, los fondos de inversión no eran mejores que el mercado.

Hoy os traigo un gráfico de elaboración propia que pone de manifiesto en qué medida los fondos de inversión son en general mediocres. O al menos tan mediocres como el conjunto del mercado de acciones.

En el siguiente gráfico se muestran la rentabilidad de los últimos 5 años en relación a su desviación estándar, que utilizaremos como aproximación al riesgo, de unos 18.000 fondos y unas 8.000 acciones de diferentes países. Además se muestran también un conjunto de índices de mercado y el Euribor.

fondos inversion

Lo interesante de este gráfico es que si trazamos una línea recta entre el punto que representa el Euribor y un fondo o acción cualquiera, esa línea nos marca el conjunto de valores que desde un punto de vista de rentabilidad-riesgo son equivalentes.

Por ejemplo, dado que la rentabilidad acumulada del Euribor en 5 años ha sido del 17%, si tenemos una acción que nos ha dado una rentabilidad del 30% con una desviación estándar de 4,50, entonces podríamos haber conseguido una rentabilidad del 23,5%  y una desviación estándar de solo 2,25 simplemente invirtiendo el 50% del capital al Euribor y el 50% en la acción ( (30 + 17) / 2 = 23,5).

Así mismo podríamos haber conseguido una rentabilidad del 43% y una desviación estándar de 9,00 habiendo tomado prestado el 100% de nuestro capital al tipo de interés del Euribor y habiendo comprado el doble de acciones ( 30 * 2 – 17 = 43).

Lógicamente un particular difícilmente puede conseguir esos tipos tan favorables, pero si es aproximadamente lo que consiguen las gestoras de fondos con su liquidez.

Así, los fondos y acciones que mejor comportamiento rentabilidad-riesgo han tenido son los que se situarían entorno a la flecha roja “Optimal”. Recordemos que nos podemos mover a lo largo de esa flecha simplemente manteniendo parte del capital en liquidez o apalancando nuestra inversión.

Lo que podemos apreciar en el gráfico es que a grandes rasgos en los fondos se aprecian 4 tipos.

  • Los fondos monetarios (grupo Money) que básicamente invierten en tipos fijos y tienen una volatilidad muy próxima a cero. La mayoría no ha conseguido ni la rentabilidad del Euribor.
  • Los fondos indexados (grupo Indexed), que se sitúan en la misma zona que los índices de mercado.
  • Los fondos mixtos, situados entre los grupos Money e Indexed, cuya política básica es guardar una parte de la inversión en liquidez.
  • Los fondos “hedge“, situados a la derecha de los Indexed. Su política de inversión sería libre y con eso obtienen rentabilidades y riesgos parecidos a las acciones.

En ninguna de las tipologías se aprecia una mejor rentabilidad-riesgo en los fondos que en las acciones o índices. Más bien parece que hay una cierta desviación de rentabilidad hacia abajo, que seguramente reflejan las comisiones.

Ciertamente, hay fondos que lo han hecho muy bien y están en la zona óptima de la rentabilidad-riesgo, pero dada la cantidad de fondos que hay, escoger uno al azar nos va a dar un resultado similar, si no peor, que escogiendo una acción cualquiera e invirtiendo una parte del capital a tipo fijo.

A raíz de estos hechos ¿podemos afirmar que los gestores de fondos son más bien malos en su trabajo? Yo no afirmaría tanto. La situación que observamos es el resultado natural de las presiones del mercado. Si se pudiera observar una mejor rentabilidad-riesgo generalizada en los fondos, los inversores tenderían a invertir en esos fondos más que directamente en acciones. Pero dado que la cantidad de dinero que se puede invertir en una empresa sin que el precio suba demasiado y entonces la rentabilidad baje es limitada, los fondos deberán encontrar nuevas empresas donde invertir, seguramente menos rentables que las que tenían hasta el momento. El proceso de transferencia de dinero finalizará cuando ya no sea evidente que los fondos rinden más que las acciones en general.

También se puede defender lo contrario. Si la gente aprecia que los fondos son menos rentables que invertir directamente en acciones habrá un trasvase de capital hacia las acciones lo que pude permitir a los fondos centrarse en las empresas más rentables.

Entonces, dado este equilibrio ¿es indiferente una u otra forma de inversión? Mi opinión es que no. Los fondos tienen una ligera tendencia a rendir menos que las acciones directamente por su sistema de comercialización. Muchas comercializadoras de fondos emplean fuertes campañas de marketing para vender fondos a gente con poca formación financiera, a la que le es difícil valorar la gestión llevada a cabo. Por tanto, en general hay que huir de los fondos más publicitados por las entidades financieras, pues suelen esconder comisiones por encima de la competencia.

Ahora bien, si disponemos de unos conocimientos financieros mínimos y queremos invertir ¿es más fácil elegir buenos fondos que elegir buenas acciones? De nuevo la respuesta es no.

La calidad de un fondo depende exclusivamente de la calidad de su equipo gestor y de que las comisiones no sean desproporcionadas. De su gestión, la composición de su cartera o los criterios que siguen, normalmente se informa poco o muy vagamente.

Por contra, una empresa cotizada está obligada a presentar sus cuentas periódicamente, además de informar de cualquier hecho relevante lo más pronto posible. Así mismo, si la empresa tiene un negocio simple y fácil de entender, el inversor se puede hacer una idea bastante buena de la tendencia que lleva la empresa. Y por supuesto, también está la calidad de la dirección de la compañía. También suele resultar fácil encontrar empresas similares con las que comparar los resultados, no solo de beneficios finales, si no también de los ratios intermedios, muchas veces más interesantes para pronosticar el futuro de la empresa.

En definitiva, siempre se dispone de más información para juzgar la gestión de una empresa cotizada que la gestión de un fondo. Si el riesgo de las acciones es excesivo para nuestro gusto, siempre podemos invertir una parte a un interés fijo (bonos del estado, depósitos,…). O, si no tenemos tiempo o conocimientos para juzgar una empresa, invertir una parte en un ETF sobre un índice y el resto a tipo fijo en función del riesgo que queramos correr.

¿Debemos descartar siempre la inversión en fondos? No, hay fondos muy bien gestionados y con comisiones razonables. Para encontrarlos debemos huir de las grandes entidades financieras, que basan sus aciertos en la gran cantidad de fondos (así alguno siempre salen bien parado) y a su capacidad de comercialización. Por contra los gestores independientes solo sobreviven por su capacidad de gestión. Una repetida gestión deficiente los echa rápidamente del mercado.

Por otro lado, el acceso a mejores tipos de interés y menores comisiones de intermediación por el volumen deberían poder contrarrestar las comisiones que cobran los fondos. Claro que si el fondo pertenece a la misma entidad que luego le cobra las comisiones de intermediación, los incentivos para negociar mejores comisiones son bajas o inexistentes, lo que nos lleva de nuevo a preferir los gestores independientes.

Mi conclusión final es que elegir un buen fondo es tan difícil o más que elegir una buena empresa. La única ventaja de un fondo, es que si das con uno bueno, no necesitas dedicarle tanto tiempo a seguir la evolución de tu inversión.



Conversación

12 comentarios

  1.    Responder

    Hay quien dice que los gestores de los fondos, cuando dicen al cliente que han ganado un 5%, en realidad los beneficios que han obtenido son de un 15% o más.

  2.    Responder

    De acuerdo con las conclusiones, aunque no con el análisis. Tu argumentación asume que las acciones en las que invierte un fondo o un particular "de forma directa" son diferentes, cuando son las mismas. Sacar de un lado para meter en el otro no varía en absoluto el rendimiento esperado de ninguno de los dos.

    Saludos

  3.    Responder

    "O, si no tenemos tiempo o conocimientos para juzgar una empresa, invertir una parte en un ETF sobre un índice y el resto a tipo fijo en función del riesgo que queramos correr."

    Excelente consejo al que agregaría que parte de la liquidez se ahorre en oro el cual tiene un tipo fijo de 0% pero mantiene el poder adquisitivo intacto, lo cual ya es mucho, siempre con la vista puesta en el largo plazo.

  4.    Responder

    Cómo has hecho el gráfico de los fondos?

  5.    Responder

    Yo creo q los gestores,son mas bien malos.

  6.    Responder

    Por si a alguien le quedan ganas de invertir en fondos,
    http://www.iese.edu/research/pdfs/DI-0696.pdf
    y si alguien viera la rentabilidad de los planes de pensiones españoles en los últimos 5 años, para echarse a temblar…

    La pregunta que no veo en ningún blog o periódico es : Si tan mal están los bancos, ¿qué han estado haciendo con nuestro dinero? ¿porqué hay que salvarlos, no son empresas privadas como las demás?

  7.    Responder

    Interesante artículo, pero hay cosas con las que no estoy de acuerdo:

    Decir que la rentabilidad del mercado es mediocre es mucho decir. El mercado a largo plazo lo baten sólo unos pocos y conforme pasan los años, el porcentaje tiende a CERO.
    Elegir un buen fondo NO es tan difícil. Baratos e indexados hay pocos, pero existen, y es, en mi opinión, mejor inversión a largo plazo que comprar acciones individuales.

    Me quedo con un fenomenal consejo que das: "…invertir una parte en un ETF sobre un índice y el resto a tipo fijo en función del riesgo que queramos correr."

    1.    Responder

      Por definición, la media del mercado es "medio-cre".

      Por otra parte, si miras el gráfico, en los últimos 5 años una mayoría de acciones, indices y fondos ¡no ha superado la rentabilidad del Euribor! Cierto que han sido 5 años bastante particulares.

      1.    Responder

        En un año, la media del mercado será medio-cre, pero en 20 años no la baten los que FUERON acciones y fondos estrellas en los primeros 5 años, y pasan a ser acciones y fondos ES-TRE-LLA-DOS.

  8.    Responder

    De acuerdo con tu conclusion, pero para mí solo merece la pena dedicarle tiempo a escoger un buen fondo para el caso de los que gestionan renta variable.
    Los fondos de renta fija (los que gestionan activos de rating elevado) no superan casi nunca el euribor, y ni mucho menos las mejores ofertas de depositos; con lo cual, son los fondos menos interesantes de todos ya que las comisiones se comen gran parte de la rentabilidad que se obtiene de estos activos.

    mejores depositos para 2011


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR