Ofrecido por

GurusBlog

¿Cuánto valen realmente los alimentos?

Estoy convencido que alguna vez habéis pensado al comprar un kilo de aceitunas, limones, patatas o pollo  cuánto habrá sido la cantidad que el primer intermediario ha pagado al productor, agricultor o ganadero para luego vendérnoslo a nosotros a unos precios de escándalo. El problema de los intermedios en España es bastante llamativo, ya que muchos de ellos sacan bastantes beneficios a costa de que los productores primarios sobrevivan gracias a las ayudas de la Unión Europea.

Vamos a descubrir algunos alimentos y así comparamos los precios de origen y de venta:

Aceitunas:

Precio Origen: 0,70 €/kilo

Destino: 3,88 €/kilo (+454%)

Aceite de Oliva:

Precio Origen: 2,03 €/kilo

Destino: 3,45 €/kilo (+70%)

Patata:

Precio Origen: 0,15 €/kilo

Destino: 0, 88 €/kilo (+487%)

Tomates;

Precio Origen: 0,44 €/kilo

Destino: 1,88 €/kilo (+327%)

Naranja:

Precio Origen: 0,23 €/kilo

Destino: 1,45 €/kilo (+530%)

Limón:

Precio Origen: 0,32 €/kilo

Destino: 1,66 €/kilo (+419%)

Ternera:

Precio Origen: 3,61 €/kilo

Destino: 15,69 €/kilo (+335%)

Cordero:

Precio Origen: 6,50 €/kilo

Destino: 10,86 €/kilo (+67%)

Pollo:

Precio Origen: 0,95 €/kilo

Destino: 2,91 €/kilo (+206%)

Sin duda unos grandes incrementos en el precio que siempre vienen introducidos a causa de los costosos transportes que deben realizar los intermediarios para llevarnos hasta los grandes centros de distribución; así como los altos impuestos que sufraga el pequeño y mediano comercio simplemente por el hecho de tener abierta su tienda o pequeño almacén de productos alimenticios.

Yo siempre he pensado que sería una buena opción que hubiera la posibilidad de comprar directamente a esos productores primarios, sin intermediarios, entre 4-5 familias juntas, seguramente no sólo íbamos a tener productos mucho más frescos, sino que además íbamos a conseguir tener un precio menor, incluyendo en dicho precio el pago de los portes del campo a nuestra mesa.

Más información en http://twitter.com/gurusblog
También puedes unirte a nuestra red social en Facebook y a nuestra red profesional en Linkedin



Conversación

18 comentarios

  1.    Responder

    Buenas noches:

    Yo tambien vi el programa de Televisión Española donde hablaba del encarecimiento de los productos, jajaja. Me metí en la página del productor de naranjas (que salía su anuncio en la tele) y me salían a 2 euros el kilo. Gracias, serán las mejores del mundo y serán muy frescas pero las compro en el mercado mas baratas, aunque si, si, seran menos frescas.

    Lo mismo pasa con la leche. En mi tierra han puesto maquinas expendedoras de leche y el precio no es competitivo.

    Al final este tipo de productos lo compra la gente mas pudiente y los que tenemos menos, seguiremos yendo al mercado.

    Si quieren vender directamente al publico todas estas empresas deberían ajustar los precios y hacerlos mas competitivos.

    Un saludo

  2.    Responder

    Perdon me falta el final,
    al igual que esta el carrefour, estan grandes distribuidores que se estan forrando.

    Conozco tambien empresas de carnes, que estan integradas verticalemnte hacia delante y hacia atras en toda la cadena.

    Saludos a todos.

  3.    Responder

    Queridos amigos,
    este analisis es muy relativo, en base a varios factores:

    – La cosecha del año.
    – Demanda
    – Si es importado el producto(segun temporadas se importará mas o menos)
    – Si existen muchos intermediarios en el producto.

    El valor de estos productos cambian diariamente en nuestro mercado central, Mercamadrid.

    En España, por lo que conozco, el 90% de la alimentación pasa por Mercamadrid, lugar publico, en el que los comerciantes tienen que pagar un arrendamiento al ayuntamiento por poder establecerse allí.

    En este lugar, existe de todo, conozco de primera mano a naranjeros y patateros que son propietarios de cosechas que luego ellos mismos venden en mercamadrid. ¿que es lo que pasa?, que a mercamadrid, van a comprar desde intermediarios muy grandes que son losque aprietan de verdad, como las fruterias de al lado de tu casas. Y claro, no le vendes igual a ese distribuidor gigantesco, como…un Carrefour q

  4.    Responder

    Si puedes, por economía y situación geográfica, pon tu propia máquina expendedora de leche, que en algunos sitios está triunfando.

    Saludos

    http://www.eldiariomontanes.es/20090605/local/centro-bahia/esta-maquina-leche-200906051527.html

  5.    Responder

    Os cuento como se comercializan los productos agrícolas el El Morche (Málaga). Se trata de un sistema muy parecido a como ocurre en El Ejido (Almería):
    El agricultor llama al corredor (un señor que tiene una nave, donde acuden los compradores), quien le dá una fecha para recolectar el fruto y traerlo a su nave; ello en función de la saturación o exceso de ese producto, procurando que el precio que se alcance sea maximo, y de esa forma maximizar también su comisión.
    La misma tarde en que el producto entra a la nave del corredor, se celebra una puja a la baja (desde un precio alto a otros mas bajos.) La unidad de cuenta en la subasta es “La gorda” (diez céntimos de peseta). A la subastan asisten los Remitentes (señores que tienen el camión en la puerta y que tienen los contactos en mercados de mayoristas para colocar los frutos que compren).
    Cuando a lo largo de la subasta llegan los frutos a un precio que les parece adecuado, cualquier remitente que interrumpa la subasta podrá comprar los lotes de frutos que le parezcan más adecuados. Despues de dar por comprada la mercancía que le interese, sigue la subasta a la baja, hasta el agotamiento de ese producto, salvo que no se haya presentado ninguna puja, en cuyo caso el producto remanente es destruido. !Lamentable”
    A partir de ese momento, el remitente localiza por teléfono (Imaginad cuando no había telefonos móviles) al mayorista que puede comprar la mercancía, que esa noche debe dormir en su despacho.
    De madrugada, la frutera del barrio va al mercado de mayoristas a comprar, para que por la mañana, tempranito, el fruto esté a tu disposición.
    En menos de veinticuatro horas, el precio del fruto se ha multiplicado por un mínimo de cuatro y hasta por mas de seis, con la consiguiente frustración del agricultor y el consumidor. Todo depende de lo perecedero que sea el fruto… no es lo mismo una patata, que una fresa, esta últimá mucho menos duradera.

  6.    Responder

    Coincido con Ricardo. La gran deistribución, las empresas de mayor tamaño son las que mayor esfuerzo realizan para mostrarse más competitivas ante el cliente. Yo soy cliente de Eroski y lo compruebo con habitualidad.

  7.    Responder

    buen articulo! Muchas gracias!!!

  8.    Responder

    A mi se me ocurre que uno de los problemas es el monocultivo. Hay extensas zonas donde se produce lo mismo de forma intensiva. ¿Qué se puede esperar sino bajos precios?

    Uno va a un centro comercial, ¿ve que falta algo en los estantes? Esta todo lleno de marcas con el mismo producto.

    La solución no pasa por producir más, sino producir mejor, más barato y poder vender cada uno aquello que produce. El trabajo del agricultor o ganadero no debe terminar después de recoger la cosecha, tiene que continuar para vender la cosecha.

    En estos días, producir es agotador, pero vender es más difícil. Competir en precio, publicidad, promoción, envase, … todo eso también tiene su precio.

  9.    Responder

    Mercado de competencia perfecta : Aquel en el que no es posible ganar dinero ( empresarialmente hablando ). Eso en esencia es el mercado de producción de alimentos. Pero no solo pasa en ese mercado sino en cualquiera que tenga las características de competencia perfecta. El videoclub es el ejemplo más comentado. http://es.wikipedia.org/wiki/Competencia_perfecta

    Que eres productor de leche y no ganas ni para vivir, pues lo que se suele hacer en estos mercados, o aumentas de volumen a lo bestia para conseguir unas mínimas economías de escala o abandonas el negocio o le das de comer a las vacas pienso modificado que haga que la leche en vez de blanca sea color naranja y atraiga más a los niños y puedas vender el producto más caro.
    Que eres agricultor, pues arranca los naranjos por los que te pagan exactamente igual que a tu abuelo y planta la fruta que esté de moda…

    No digo que sea fácil, ni mucho menos, pero siempre ha sido así y no va a cambiar.

  10.    Responder

    En mi pueblo los aldeanos venden directamente las verduras de la huerta a la plaza y os aseguro que no se hacen millonarios.

  11.    Responder

    Soy ganadero de vacas de leche. Es una auténtica verguenza, España es deficitaria en producción de leche y sin embargo las industrias NOS presionan los precios en origen valiéndose de que se trata de un producto perecedero (2 días), no tenemos posibilidad de defensa en la negociación del precio porque si te plantas no te recojen la leche y entonces te hundes en la miseria.Pactan precios máximos entre ellas y se respetan los clientes, de manera que, no compiten en precio, tan solo compiten en ofertas al consumidor y de ahí hacia abajo reducen el precio, acabando en el productor. Por cierto, tenemos cuotas de producción, si las sobrepasamos corremos el riesgo de ser multados con un precio mayor del que vendemos el producto, es lo que tiene el LIBRE MERCADO.

  12.    Responder

    Toda solucion pasa por que los productores dejen de llorar y pedir subvenciones, se asocien formando cooperativas u empresas como en otros paises, y lleven sus productos al consumidor final o al ultimo escalon de la cadena de distribucion, saltandose los intermediarios.

  13.    Responder

    @Ricardo, hay muchos productos que tal y como los vende el productor al intermediario, así llegan al consumidor final.

    Te hablo, por ejemplo, de un caso que conozco bien, la castaña. Se empiezan pagando a 1€ las primeras, y cuando el mercado se satura se pagan incluso a 0,70€/Kg. El productor no sólo tiene la propiedad de la tierra y de los árboles (tuvo que hacer una inversión a muy largo plazo y con riesgo considerable, sobre todo aquí en Galicia con tanto incendio). Además, es el que pone el trabajo de preparar la finca, limpiarla, podar los árboles, etc. Por supuesto, el gran trabajo, que es recoger la castaña, así como clasificarla y ponerla en sacos. El riesgo de una mala cosecha, lo asume el productor.

    Recibe por ello 0,70-1€/Kg.

    Intermediario:
    a) almacenaje
    b) transporte. El transporte ronda los 0,012€/Kg cada 100Km.

    Frutero: abre el saco que el productor ha llenado y lo despacha. Ése es todo el valor añadido al saco de castañas.

    Tú sabrás a cuánto pagas las castañas y lo lejos que estás del lugar de producción. Haz las cuentas de cuánto se quedan el intermediario y el frutero, y si te parece justo. El que tiene la propiedad, la mayor parte del trabajo y el riesgo del negocio, es el que menos gana de la cadena.

    Lo ideal sería que los agricultores se asociaran en cooperativas para alcanzar directamente el consumidor final o, al menos, el minorista; puenteando las sanguijuelas que hacen que el productor reciba una miseria, y el consumidor compre a precio de oro.

  14.    Responder

    Cierto Alnair, ahora lo reviso 😉

  15.    Responder

    Ya hace unas semanas dieron en tve1 un reportage en “comando actualidad” mostrando los incrementos de precio en el tomate, además de otros modelos de negocio sin intermediarios para la naranja, el marisco de galicia y verduras directas de la huerta.

    Aquí el link de la web del programa:

    http://www.rtve.es/mediateca/videos/20100121/comando-actualidad-aqui-hay-tomate-directo-consumidor/674117.shtml

  16.    Responder

    Revisa los porcentajes ya que lo que muestras no son incrementos (como se deduce del signo +) si no relativos al precio de origen.

    Por ejemplo:
    Aceite de Oliva:
    Precio Origen: 2,03 €/kilo
    Destino: 3,45 €/kilo (170% del precio de origen => +70% de incremento)

  17.    Responder

    En este asunto hay mucho populismo,a mi gusto. a veces se critica a los intermediarios, pero en la mayoría de los casos, si ellos se llevan la mayor parte del precio que pagamos, será por que los costes de preparar, empaquetar, transportar y vender son superiores al coste de cultivar. Mercadona, por ejemplo, no gana un beneficio ni del 2% de lo que pagamos los consumidores.


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR