Ofrecido por

GurusBlog

Predecir las direcciones a través de correlaciones.

El análisis técnico es la herramienta más familiar para tratar de predicir el futuro de un activo financiero. El análisis técnico se basa en que lo que volverá a suceder lo que ya ha sucedido.

Sin embargo, existen también muchas otras técnicas de análisis fundamental que pueden ayudarlo en el corto plazo a predecir la evolución más probable de los movimientos de las acciones. A continuación, explicaremos y analizaremos la relación entre el mercado de bonos y el de acciones, que es una de las más utilizadas por los traders profesionales.

Vamos a utilizar un ejemplo con dos productos disponibles y muy utilizados en la plataforma ClickGlobal Trader. Analizaremos la relación entre el CDF del ETF SPDR (SPY) (el ticker es SPY:arcx en nuestra plataforma), que replica al índice S&P 500, y el del iShares Barclays 20+ Year Treas Bond (TLT) (el ticker es TLT:arxc en nuestra plataforma) que expresa el retorno de bonos del gobierno estadounidense con vencimientos mayores a 20 años.

Hemos utilizado en un CFD ya que, como sabéis, permite apostar fácilmente al alza como a la baja del activo. La idea básica es que cuando hay aversión al riesgo los inversores buscan activos que sean más seguros, como son los títulos del Tesoro.

Al realizarse este proceso, se genera en consecuencia una subida en los precios de los bonos, y una caída en los de las acciones. Cuando se da la situación inversa, es decir, cuando hay buenas perspectivas económicas y el mercado se siente con ánimos de tomar riesgo, los operadores eligen pasar sus flujos a la renta variable desde la renta fija, y entonces bajan los bonos y suben las acciones.

En el siguiente gráfico, se puede ver la relación entre TLT (en rojo) contra SPY (en verde). Resulta evidente que existe una relación inversa entre los precios de ambos: lo más habitual es que cuando uno aumente su valor, el otro caiga, y viceversa.

Pinchar sobre el gráfico para ampliar:

Sin embargo, durante algunos períodos, como el señalado con el recuadro, puede producirse que ambos estén subiendo al mismo tiempo. Cuando se da una situación de este tipo, debería resultar una alerta, dado que los bonos y las acciones están enviando señales inversas. Con todo, en situaciones de este tipo, resulta posible tomar ventaja de estas alarmas. Entonces, si uno piensa que el error lo está cometiendo el mercado de renta variable, puede apostar a la baja del CDF del SPY. Por el contrario, si considera que los equivocados son los títulos de deuda, podría apostar a la caída de TLT. Otra posibilidad interesante es apostar al derrumbe de ambos, y esperar a ver cuál de los dos mantiene su tendencia para cerrar la posición en el otro.

Al analizar por separado ambos gráficos, puede observar que actualmente se está produciendo una nueva divergencia: el TLT está cerca de sus máximos, mientras que el SPY no se aproximó todavía a sus mínimos del año. Esto es una señal de alerta, ya que resulta poco probable que esta correlación se mantenga durante demasiado tiempo. Que es una señal de alerta implica una oportunidad de trading. Algo que un inversor bien informado debe tener en cuenta.

Pinchar sobre los gráficos para ampliar:


Alejandro Mendoza

Licenciado en ADE por la Universidad de Navarra. Ha desarrollado su carrera profesional trabajando como analista de divisas para una entidad de Suiza y como Trader en Londres siendo especialista en mercado de derivados en ClickTrade – Auriga Securities S.V

 



Saber más sobre los temas de este Post

Conversación


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR