pmi-spain-compressor

La incertidumbre electoral en España probablemente haya frenado el crecimiento de la actividad de la industria española durante el pasado mes de octubre, según el índice PMI, que pasó de 51,7 puntos en septiembre a 51,3 en octubre, el quinto debilitamiento mensual consecutivo del sector, que muestra así su menor ritmo de expansión desde diciembre de 2013.

“Parece ser que el sector manufacturero español va a terminar el año de manera tímida, ya que los ritmos de crecimiento de la producción, los nuevos pedidos y el empleo han disminuido intensamente en los últimos meses”, declaró Andrew Harker, economista senior de Markit y autor del informe para España.

“Es probable que las próximas elecciones resulten en cierta cautela entre las empresas y clientes por igual, mientras esperan ver el resultado de la votación de diciembre”, añadió el experto.

No obstante, los nuevos pedidos aumentaron levemente, aunque a un ritmo ligeramente más rápido que en septiembre, gracias a la sólida expansión de los nuevos pedidos para exportaciones.

A su vez, los pedidos pendientes de realización aumentaron por primera vez en tres meses durante octubre, aunque a un ritmo marginal, por lo que la tasa de creación de empleo disminuyó por tercer mes consecutivo hasta la más débil en un año.

Una lectura del índice PMI superior a 50 puntos implica expansión de la actividad en el sector, mientas que una lectura inferior a este umbral supone contracción.

Así nos va la actividad fabril en España comparado con otros países de la zona Euro

Captura de pantalla 2015-11-02 a la(s) 11.26.34

 

Este es el comentario de Chris Williamson, economista jefe de Markit:

La recuperación del sector manufacturero de la zona euro sigue siendo decepcionantemente insípida. El estudio de octubre está indicando un crecimiento de la producción de sólo un 2% anual, un resultado mediocre dada la cantidad de medidas de estímulo que el banco central ha adoptado.

Puesto que la producción manufacturera carece de vigor, que el crecimiento del empleo se ha atenuado hasta su mínima de ocho meses y las tarifas se han reducido a su tasa más rápida desde febrero pasado, es fácil ver por qué el BCE está considerando poner en marcha un nuevo estímulo.

No obstante, hubo algunas notas positivas a destacar por el estudio, ya que los nuevos pedidos para exportaciones* han mostrado el mayor incremento mensual desde hace cuatro meses, que a su vez puede ayudar a disipar los temores de que la desaceleración del crecimiento en China y en otros mercados emergentes está perturbando la recuperación de la zona euro.

Los repuntes están comenzando a moderarse en los países que estaban registrando resultados sólidos a principios de año, y los ritmos de crecimiento se están ralentizando en Irlanda y España. El leve crecimiento en Alemania y el continuo nivel de casi estancamiento en Francia dejaron a Italia como el país que, un tanto sorprendente, registró el mejor resultado”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

También te gustará

Para explicarle a tu hijo con una imagen lo que es la devaluación de una moneda

A la izquierda anuncio que aparecía en la prensa en Argentina en…

¿Quién controla el mercado del Lujo?

Tras comentar la concentración que existe en el sector de las semillas…

Los libros recomendados por los economistas más importantes del mundo en 2017

La prestigiosa Bloomberg ha pedido a finales de este 2017 a personalidades…

Aprobado el canon AEDE. La ley más infame de la historia de internet

Hoy, 22 de julio la Comisión de Cultura del Congreso aprobó con…