Ofrecido por

GurusBlog

Alemania coloca bonos a 2 años a una rentabilidad récord del -0,07%

bono aleman

Qué encontremos rentabilidades negativas en los mercados secundarios de bonos escapa a toda lógica pero es algo que puede suceder y desde hace un tiempo sucede, pueden ser mercados no del todo líquidos y algunos inversores se pueden ver forzados a comprar a rentabilidades negativas.  Qué encontremos rentabilidades negativas en una emisión de bonos a 2 años y que los inversores acudan conscientemente a la subasta sabiendo que van a obtener rentabilidades negativas en un papel a 2 años y carece del más absoluto de los sentidos.

Gráfico vía @LuisBenguerel



Saber más sobre los temas de este Post

Conversación

5 comentarios

  1.    Responder

    Los mercados saben muy bien lo que hacen. Dentro de unos años se sabrá porque lo hacen con esa ‘supuesta’ rentabilidad ACTUAL negativa.
    Lo que pasa es que nosotros pobres mortales sin más información que la pública, no nos parece lógico.
    Al tiempo …

  2.    Responder

    yo flipo! y con un BTC de 2.26 vs 2.06 de la ultima subasta. Estamos locos. Es un mundo irracional. No vamos bien, y Draghi lo sabe!

  3.    Responder

    Hola Luis,
    hace poco leí (no recuerdo dónde) que el motivo por el que inversores institucionales están suscribiendo emisiones con rentabilidad negativa responde a que los propios bancos tienen obligación de tener depositado el efectivo en instrumentos muy restringidos, que no pueden sencillamente dejarlo latente en una cuenta corriente como haría un particular o una empresa normal. Por lo que los bancos prefieren meterlo en estas emisiones de deuda con rentabilidad levemente negativa antes que depositarlo en el BCE que tiene una penalización de rentabilidad negativa mucho mayor.

    1.    Responder

      ¿Son los bonos alemanes la única inversión que puede ser recuperada con certeza al vencimiento?

    2.    Responder

      Cierto, pero no es un razonamiento explicativo al 100 %. Los bancos prefieren bonos alemanes con una pequeña rentabilidad negativa antes que remansar el dinero en el BCE. Sin embargo, podrían colocar el dinero en otros bonos con rentabilidad positiva, pero prefieren los bonos alemanes. Es lo mismo que ocurrió después de la quiebra de Lehman Brothers, cuando lo único que pretendían los inversores que compraban bonos USA con rentabilidad negativa era recuperar su dinero al vencimiento. La pregunta es ¿estamos tan mal como entonces y no lo sabemos?


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR