ismael-clemente-socimi-compressor

Parece que al camino de rosas que iba a ser para Sacyr poder vender Testa le han salido algunas espinas. Los bancos acreedores de Sacyr han planteado a la compañía la venta de hasta un 4% de Repsol para que el grupo de construcción pueda así liberar Testa, la filial de patrimonio que ha acordado vender a Merlín y que actualmente está puesta como garantía del préstamo vinculado a su participación en la petrolera, según confirmaron a Europa Press en fuentes financieras.

Sacyr ha abierto una nueva negociación con la banca acreedora, cinco meses después de refinanciar los 2.276 millones de euros de deuda vinculados a Repsol, para poder quitar a Testa como garantía de este pasivo.

En el marco de esta negociación, la banca acepta liberar las acciones de la firma patrimonialista, pero a cambio solicita reducir el saldo del crédito mediante la venta de un paquete de acciones, tal como adelanta ‘Expansión’ en su edición de este viernes.

En concreto, y según dichas fuentes, las entidades proponen vender títulos de Repsol equivalentes a entre un 3% y un 4% del capital de la petrolera. A su actual cotización, este paquete de acciones presenta un valor de hasta 895 millones de euros.

En este sentido, el presidente de Sacyr, Manuel Manrique, indicó recientemente, con ocasión de la junta de accionistas de la constructora, que el grupo mantiene “abiertas todas las posibilidades” en relación con esta negociación.

Sacyr cuenta con plazo hasta finales del próximo mes de julio para alcanzar un acuerdo con los bancos, al menos para liberar un primer paquete de acciones de Testa equivalente al 25% de su capital.

CALENDARIO E INDEMNIZACIONES.

El acuerdo de compraventa de Testa que Sacyr ha alcanzado con Merlín contempla el compromiso de esta socimi a comprar un 25% de Testa antes de que concluya julio.

Este 25% se sumará al 25% que ya tiene en la compañía patrimonialista, si bien este porcentaje se ha adquirido mediante la suscripción de una ampliación de capital, con lo que no afecta a las acciones de Testa pignoradas.

El pacto con Merlín establece que esta firma se hará con el 50% restante de Testa en el periodo comprendido entre septiembre de este año y el cierre de junio de 2016.

La transacción de la inmobiliaria está condicionada a que Merlín logre autorización de su junta, convocada para el 14 de julio, y a que Sacyr libere las acciones de Testa. Ambas partes han pactado una indemnización recíproca de 137,8 millones de euros parar el supuesto de que la operación no se llegara a materializarse.

Tras la reestructuración del crédito vinculado a la participación en Repsol, Sacyr sigue manteniendo el 100% de las accionistas de Testa, además de la de la filial de servicios Valoriza, disponibles para garantizar dicha financiación. El número de títulos que efectivamente se pignoran varía cada día en función del precio de la cotización de Repsol.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

También te gustará

Los libros recomendados por los economistas más importantes del mundo en 2017

La prestigiosa Bloomberg ha pedido a finales de este 2017 a personalidades…

Aprobado el canon AEDE. La ley más infame de la historia de internet

Hoy, 22 de julio la Comisión de Cultura del Congreso aprobó con…

Asalto a la Reserva Federal de Nueva York. Se llevan 100 millones de dólares

Supongo que la mayoría de vosotros habrá visto la Jungla de Cristal…

Cómo George Soros tumbó la libra esterlina y ganó mil millones de dólares

Si por algo es conocido George Soros es por en 1992 haber…