radiologia

Jonathan  Rothberg, ha obtenido $100 millones para poder sacar adelante su proyecto. La creación de un scanner del tamaño de un iPhone que puesto sobre el pecho de una persona permite obtener una imagen en 3D de su interior, un aparato cuyo coste no sera superior a lo que vale un estetoscopio.

El sistema de diagnóstico por imagen está siendo desarrollado por Butterfly Technology, una empresa que tiene 3 años de vida y que es una de las más prometedoras de las que están dentro del programa de incubación de empresas 4Combinator creado por Rothberg.

Aunque aún no se conocen bien los detalles del nuevo dispositivo, cuyo lanzamiento comercial está previsto para dentro de 18 meses,  Rothberg ha avanzado algunas de sus características. Será muy pequeño, costará unos cientos de dólares, se podrá conectar a un smartphone y permitirá desde diagnosticar un cáncer de pecho hasta poder visualizar un feto. El objetivo final del producto es dotar a los doctores de una dispositivo portátil que permita abrir una venta visual dentro del interior del cuerpo de los pacientes.

En los sistemas sanitarios del mundo desarrollado el dispositivo puede sin duda servir para que los médicos puedan realizar diagnósticos mucho más rápidos y sean más eficientes, sin tener que esperar a obtener los resultados de pruebas diagnósticas por imagen mucho más caras y que pueden tardar un cierto tiempo en ser informadas.

En los países donde los sistemas sanitarios no están tan desarrollados, incluso en áreas geográficas del mundo donde sistemas sanitarios complejos no están implementados o donde es impensable poder invertir millones de dólares en tener TACs o equipos de Resonancia Magnética (dispositivos enormes, caros de mantener y  que pueden costar más de $6 millones) por no hablar incluso la posibilidad de tener médicos especialistas, el dispositivo ideado por Rothberg junto con la telemedicina, puede marcar un antes y un después en cuanto a prestaciones sanitarias diagnósticas que recibe la población que vive en esas zonas. Un salto cualitativo estratosférico.

De salir adelante supondrá además una completa “disrupción” para el sector sanitario del diagnóstico por imagen. Un sector que no presenta una innovación conceptual significativa desde los años 70 y que está dominado por gigantes como GE o Siemens.

Vía MIT

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

También te gustará

Aprobado el canon AEDE. La ley más infame de la historia de internet

Hoy, 22 de julio la Comisión de Cultura del Congreso aprobó con…

Cómo George Soros tumbó la libra esterlina y ganó mil millones de dólares

Si por algo es conocido George Soros es por en 1992 haber…

Estos son los 16 países que más pagan a sus Médicos

Probablemente la medicina sea una de las profesiones con mayores barreras de…

La historia del Bitcoin. De 2008 a 2013

Damos un repaso a los principales acontecimientos que hasta hoy han marcado…