En marzo de 2000, en plena efervescencia de la burbuja de la puntocom, la revista Barron’s publicó una lista de 207 empresas que había salido a cotizar  recientemente y que no tenían beneficios y quemaban importantes cantidades de caja. En la lista estaba Amazon uno de los grandes éxitos de la era puntocom pero cómo siempre creo que es bueno ver las cosas con perspectiva y darle un vistazo a que le sucedió al resto de las compañías que estaban en la lista.

Los resultados son demoledores. De las 207 empresas que conformaban la lista, hoy sólo quedan vivas cómo empresas independientes unas 30 (el 16% del total) y de estas 30 sólo 20 han dado un rentabilidad positiva a sus accionistas después de 17 años y sólo 14 (6,8%) han dado a sus accionistas una rentabilidad que ha superado la media del mercado.

El resultado es que si hubieras invertido €1.000 en casa una de las 207 compañías en proporción al tamaño que tenían hoy tendrías, incluyendo el éxito de Amazon que ha dado una rentabilidad del 20% anual, €1.004. Si hubieses distribuido la inversión en la misma proporción en cada una de ellas tendrías €576 y si por algún motivo hubieras invertido en todas menos en Amazon hoy tendrías €322.

En el mismo periodo si hubieses invertido €1.000 en el MSCI World Index hoy tendrías €1.346.

 

Creo que no hace falta que os explique cual es la moraleja.
Vía Cityam
  1. Creo que se está dejando de lado el “comercio tradicional” y con eso no me refiero a pequeño comercio, sino a comercio físico y hay muchas empresas que viven sólo de internet.

    Tener ambas cosas creo que puede marcar la diferencia.

  2. Pocos pueden hacer las tiendas de barrio contra estos gigante.
    Lo único que pueden ofrecer para intentar competir ofrecer un buen servicio de atención al cliente cercano y un servicio de reparacciones.

  3. Me parece algo sensacionalista, para ponernos en situación también habría que conocer los porcentajes de empresas que se crearon y desaparecieron fuera de las puntocom, y también sus beneficios.

    Con estos datos se podría evaluar con más sentido

  4. Las empresas online nacen y desaparecen como las setas, sea por lo económico que son, porque no tienen éxito, o porque se venden. De lo que estoy casi seguro es que en las próximas décadas las tiendas online van a acabar con las tiendas offline

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

También te gustará

¿Quién controla el mercado del Lujo?

Tras comentar la concentración que existe en el sector de las semillas…

Para explicarle a tu hijo con una imagen lo que es la devaluación de una moneda

A la izquierda anuncio que aparecía en la prensa en Argentina en…

La banca acuerda aplazar el Armageddon de los derivados

Un cártel de 18 grandes bancos han acordado esta semana hacer la…

Aprobado el canon AEDE. La ley más infame de la historia de internet

Hoy, 22 de julio la Comisión de Cultura del Congreso aprobó con…