GurusBlog

Cuidado con las multas: comienza la cuenta atrás para presentar la declaración de la renta y evitar sanciones

AEAT Impuesto Sociedades IS

Los rezagados aún tienen tiempo para presentar la declaración de la renta de 2016. El plazo, que comenzó el pasado 5 de abril, se cerrará en apenas dos semanas, el 30 de junio. Al cierre del mes de mayo, con dos tercios de la campaña completada, más de diez millones y medio de contribuyentes ya habían presentado su declaración de la renta, un 5,7 % más que el año anterior. Desde Hacienda señalan que la puesta en marcha del servicio Renta Web, que desde este año sustituye por completo al ya desaparecido programa PADRE, ha acelerado el volumen de presentaciones.

La Agencia Tributaria ya ha devuelvo más de cuatro mil millones de euros a unos seis millones y medio de contribuyentes. Pero mientras muchos ya han recibido el ingreso de Hacienda, otros tantos aún no han presentado su declaración. Según las estimaciones del ministerio, está previsto que para la campaña de la renta 2016 se presenten alrededor de 19.750.000 declaraciones, lo que revela que al cierre del pasado mes de mayo aún faltaban más de ocho millones de contribuyentes por declarar.

Sanciones por presentar la declaración de la renta fuera de plazo

Los plazos están para cumplirlos y llegar tarde se paga caro. El período oficial para presentar la declaración termina el 30 de junio. A partir de entonces se podrán seguir entregando, pero la impuntualidad estará castigada con una sanción, señalan desde el comparador HelpMyCash.com que ha elaborado una guía sobre cómo entregar la declaración de la renta por Internet y cómo descargar el borrador. Las multas variarán en función del resultado de la declaración y de si ha habido requerimiento o no por parte de la Administración.

Caso 1: resultado negativo sin requerimiento. Si hemos olvidado acudir a nuestra cita con Hacienda, pero nos damos cuenta antes que la Administración y el resultado de la declaración es negativo (a devolver), nos aplicarán una sanción fija de 200 euros, que se reducirá a 100 al no haber habido requerimiento, según el artículo 198 de la Ley General Tributaria. Si, además, hay conformidad por parte del afectado, la rebaja será aún mayor.

Caso 2: resultado positivo sin requerimiento. Si el resultado de la declaración es positivo, es decir, debemos dinero a Hacienda, pero presentamos la declaración sin requerimiento por parte de la Administración, se aplicará un recargo sobre la deuda que será del 5 % si se presenta antes de tres meses tras finalizar el plazo, del 10 % si se presenta antes de seis meses o del 15 % si se entrega antes de un año. Si la presentación se efectúa transcurrido un año, la multa será del 20 % y, además, “se exigirán los intereses de demora por el período transcurrido desde el día siguiente al término de los 12 meses posteriores a la finalización del plazo establecido para la presentación hasta el momento en que la autoliquidación o declaración se haya presentado” (artículo 27 de la LGT).

Caso 3: resultado negativo con requerimiento. Si la Agencia Tributaria se da cuenta de que no hemos presentado la declaración y nos la solicita, y el resultado de esta es negativo, tendremos que hacer frente a una multa fija de 200 euros.

Caso 4: resultado positivo con requerimiento. En este caso, el peor de todos, la multa oscilará entre el 50 % y el 150 %, en función de si la infracción es leve, grave o muy grave, y se aplicará sobre el importe a ingresar, según el artículo 191 de la citada ley.

¿Tengo que declarar obligatoriamente?

No todos los españoles están obligados a presentar la declaración de la renta. “Grosso modo” y sin enumerar todas las excepciones, que pueden encontrarse tanto en el portal de la Renta 2016 como en el manual de la Agencia Tributaria, no tendrán la obligación de declarar los contribuyentes que hayan percibido durante el pasado año rendimientos íntegros del trabajo inferiores a 22.000 euros de un solo pagador o de más siempre y cuando el segundo y los siguientes pagasen menos de 1.500 euros. El límite será también de 22.000 euros “cuando los únicos rendimientos de trabajo consistan en prestaciones pasivas [por ejemplo, pensiones de la Seguridad Social o prestaciones de planes de pensiones] siempre que la determinación del tipo de retención aplicable se hubiera realizado de acuerdo con el procedimiento especial reglamentariamente establecido”, señalan en la web de la Agencia Tributaria.

El límite se rebaja hasta los 12.000 euros si el segundo pagador y los siguientes abonaron una cantidad superior a 1.500 euros. Asimismo, la barrera anterior también es aplicable para aquellos que durante el pasado año percibiesen pensiones compensatorias del cónyuge o anualidades por alimentos no exentas o “cuando el pagador de los rendimientos del trabajo no esté obligado a retener” o “se perciban rendimientos íntegros del trabajo sujetos a tipo fijo de retención”.

Tampoco estarán obligados a presentar la declaración las personas que durante el ejercicio fiscal del año anterior tuviesen rentas del capital mobiliario, como dividendos o intereses de cuentas o depósitos, o ganancias patrimoniales sometidas a retención cuyo límite no superase los 1.600 euros. Por último, estarán exentos también los que hayan recibido rentas inmobiliarias imputadas, rendimientos de letras del tesoro y subvenciones para adquisición de VPO por importe no superior a 1.000 euros.

Es importante recalcar y así lo hace la Agencia en su página web que cualquiera que hubiese recibido rentas de naturaleza distinta a las anteriores o hubiera superado los límites sí estará obligado a saldar cuentas con Hacienda. Solo se librarían los contribuyentes que en 2016 percibiesen “rendimientos íntegros del trabajo, de capital o de actividades económicas, o ganancias patrimoniales que conjuntamente no superen los 1.000 euros ni quienes hayan tenido, exclusivamente, pérdidas patrimoniales inferiores a 500 euros”.

Fuente de la infografía: HelpMyCash.com.

Saber más sobre los temas de este Post

Conversación


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies