Con los tipos de interés a niveles ridículamente bajos y los inversores forzados a tomar riesgos por parte de los Bancos Centrales  es normal que los principales mercados inmobiliarios hayan vivido su particular Boom de exuberancia inmobiliaria. Sin embargo desde hace algunos meses empiezan a aparecer claros signos de que la fiesta inmobiliaria global está empezando a llegar a su fin en las principales plazas. ¿Tendremos un estallido de una burbuja como en 2007 o estamos solo ante una pausa? El tiempo no dirá hacía que dirección están apuntando las principales señales.

Londres:

Los precios en la capital del Reino Unido, una de las plazas inmobiliarias por antonomasia, empezaron a caer con los miedos que asaltaron a los inversores sobre el potencial impacto del Brexit. Los volúmenes de ventas de inmuebles siguen cayendo y se va acumulando el stock de inmuebles sin vender. Los inmuebles en los mejores barrios del centro de Londres han caído cerca de un 18% desde el pico de precio de 2014 y algunas viviendas han perdido ya cerca de 1/3 de su valor. Según RICS se han pasado de vender más de 18.000 viviendas al trimestre en 2014 a poco más de 6.000 en 2018. Un parón en toda regla.

Bejing:

En China las políticas implementadas por el gobierno para frenar un boom en los precios de la vivienda parece que han surgido efecto y han congelado las ventas de viviendas y llevado a los precios a la baja. En lo que llevamos de 2018 el precio medio por metro cuadrado en Bejing ha pasado de los 60 mil yuanes a poco más de 40 mil yuanes.

Sydney:

Australia ha vivido su particular década dorada inmobiliaria pero la fiesta parece que está llegando a su fin. Alarmados por signos de que los estándares crediticios se estaban erosionado los reguladores del país han tomado cartas en el asunto y puesto coto a los préstamos hipotecarios de alto riesgo. Sin la gasolina de crédito fácil que estaba impulsando el mercado. Los precios de los inmuebles en Sydeny lleban 10 meses cayendo.

NYC:

El mercado inmobiliario de la ciudad que nunca duerme resurgió cual ave fénix de la crisis del 2007. Sin embargo el Boom parece estar llegando a su fin para los apartamentos más caros acumulando tres trimestres de caídas en precio a medida que se acumula el inventario sin vender. A finales del segundo trimestre de 2018 había más de 7.000 apartamentos sin vender, un +11% que hace un año con las ventas cayendo un 17% respecto al año anterior mientras que los promotores aún siguen en fase expansiva y se espera que de aquí a finales de año se pongan a la venta 4.600 nuevos apartamentos. En el último trimestre el precio medio de una vivienda en NY ha caído un 7,5%.

Vía Bloomberg

  1. Muy buen análisis de cómo está la economía actualmente, no obstante creo que aún quedan varios años de crecimiento más relajado hasta llegar a la bajada..es mi opinión 😉

    Un saludo,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

También te gustará

No es ciencia ficción: estas son las 5 formas más raras de pagar una compra

El efectivo está perdiendo adeptos y las tarjetas ya son algo ‘mainstream’ . Estas son las formas más modernas de pagar una compra.

El Supremo ahorra a la banca devolver una media de 1.700 euros por hipotecado

Cada hipotecado podría reclamar la devolución de unos 1.638 euros de media.