GurusBlog

Diez reglas de inversión en Bolsa

Dicen que vale más un zorro por viejo que por zorro. Este podría ser el caso de Bob Farrel, veterano de Wall Street con más de 50 años de experiencia, y que empezó a trabajar como analista técnico en Merrill Lynch en 1957 pero que también estudió análisis fundamental con Framm y Dodd. Si creéis que las Bolsas no sólo se mueven por datos fundamentales sino que la psicología y el sentimiento de los mercados tienen su influencia os recomiendo darle un vistazo a sus 10 reglas de inversión:

1. Los mercados tienden a converger a la media a largo plazo. 

Al igual que una goma elástica que ha sido tensada demasiado, antes de poder volverla a tensar primero debe relajarse. Lo mismo suele suceder con el precio de las acciones que suelen estar ancladas a sus medias móviles. Las tendencias que se sobre extienden en una dirección siempre acaban volviendo a su media a largo plazo.

S&P-500-MeanReversions-021813

La parte inferior del gráfico nos muestra el porcentaje de desviación de los precios respecto a la media móvil de 52 semanas. Durante un mercado alcista, se suelen producir correcciones a la medial que suelen ser oportunidades de compra. En un mercado bajista las reversiones que se producen hacia la media suelen ser oportunidades para vender.

2. Los excesos en una dirección llevan a excesos en la dirección opuesta. 

Los mercados que entran en exuberancia alcista acaban terminando con un mercado bajista de agresividad equivalente al la subida. Se podría denominar efecto péndulo. Cuando más se balancea hacia un lado más lo hará también hacia el lado opuesto.

El primer gráfico muestra que los mercados cíclicos alcanzan sus extremos en 3 veces la desviación estándar sobre la media móvil de 50 semanas. Recordar que los excesos nunca se han corregido con un mercado plano.

S&P-500-Excesses-Revert-021813-2

El segundo gráfico muestra las reversiones en precio del S&P500 a largo plazo ajustadas por la inflación. Fijaros que cuando los precios han alcanzado puntos extremos, la reversión en precios es igual de extrema. Mirad los precios extremos alcanzados en el 2000 y todo parece indicar que aún estamos en el proceso de reversión a la media.

S&P-500-Price-Reversions-021813

3. No existen las nuevas eras- Los excesos nunca son permanentes

En los mercados de forma recurrente aparece la excusa de que estamos ante una nueva era o de que esta vez todo es diferente para  justificar incrementos excesivos en los precios y dar rienda suelta a la especulación. En los últimos 500 años, hemos tenido “nuevas eras” en casi todo. Desde los bulbos de tulipán holandeses, pasando por los ferrocarriles, inmobiliario, tecnología, mercados emergentes (5 veces), automóviles, materia primas. La historia siempre acaba igual.

001-thistimeisdifferent

 

4. Mercados fuertemente alcistas o bajistas pueden seguir subiendo o cayendo más de lo que puedas pensar, pero nunca corrigen con un movimiento plano. 

Los excesos en los mercados pueden ir mucho más allá de lo que realmente podemos imaginar o de lo que la lógica puede predecir. Lo único claro es que estos excesos nunca se corrigen con un mercado plano, las correcciones suelen ser igual de brutales que los avances o caídas.

S&P-500-Breakouts-021813

5. La mayoría del público compra en máximos.

El inversor individual medio suele comprar siempre en máximos. Esto es debido a las tendencia emocionales de ser avaricioso en las subidas y tener miedo en las caídas. La Lógica nos debería indicar que el mejor momento para comprar es cuando se produce una venta masiva pero por desgracia hacemos justo lo contrario.

Este gráfico muestra los flujos de dinero hacía los fondos de inversión:

ICI-EquityFlows-020413

6. El medio y la avaricia son más fuertes que las resoluciones a largo plazo. 

Son las emociones las que nublan tus decisiones y las que afectan a tu estrategia a largo plazo. Las ganancias nos hacen ser exuberantes, y promueven el optimismo, las pérdidas nos producen tristeza, disgusto y miedo incrementando la sensación de riesgo.

AAII-IINV-Bullish-Sentiment-021813

 

7. Los mercados son fuertes cuando las subidas son amplias y débiles cuando las subidas son debidas por un puñado de Blue Chips. 

La amplitud es importante. Una subida del mercado impulsada solo por la revalorización puñado de grandes Blue Chips. Para que la subida tenga fortaleza y sea considerada sana debe también incorporar a las empresas de pequeña y mediana capitalización bursátil.

ARMS-Index-021913

 

8.  Los mercados bajistas tienen tres etapas. Caída pronunciada, rebote reflejo y una larga y lenta caída  hasta alcanzar el equilibrio fundamental.

 

3-phases-of-bearmarkets-021913

9. Cuando todos los expertos están de acuerdo algo no esperado va a suceder.

Si todo el mundo es optimista quién queda para comprar o si todo el mundo es pesimista quién queda por vender.

 

S&P-500-Headlines

 

10. Los mercados alcistas son más divertidos que los mercados bajistas. 

Cuando los mercados suben los inversores se empiezan a creer que son inteligentes porque su cartera solo conoce las ganancias. En realizadas estás ganancias en la cartera están más impulsadas por el factor “suerte” que por el factor “inteligencia”, se produce un fenómeno psicológico similar al que tenemos cuando ganamos en un casino. Pensamos que es más por nuestra habilidad que por la suerte que estamos teniendo. Sin embargo cuando empezamos a perder, seguimos jugando pensando que la siguiente mano o apuesta es la que nos permitirá recuperarnos… hasta que acabamos dejando la mesa de juego sin ni un centavo.

 

Investor-psychology-cycle-021913

Vía Zero Hedge

Saber más sobre los temas de este Post

Conversación

5 comentarios

  1.    Responder

    El trato a los accionistas minoritarios. La pregunta fundamental que hay que hacerse es ¿quién controla la empresa?, y después de conocer perfectamente quienes son los que toman decisiones, hay que preguntarse, ¿confiamos en ellos? Lo más probable que los que tomen las decisiones importantes son los accionistas mayoritarios, pero no tiene por qué ser así. Además hay que tener claro que las decisones tomadas y el camino elegido en el pasado ha sido el adecuado; sino nos enfrentamos a una problemática bastante recurrente y es que el comportamiento pasado puede predecir el comportamiento futuro.
    Recuerda que las empresas son negocios de personas y no de activos. Una empresa no puede ir bien si no trata bien a sus empleados; a partir de ese momento se intenta crear el mejor producto posible al mejor precio. De esta forma viene el crecimiento.
    La fortaleza del balance es clave. Gestionar bien el balance es fundamental, y saber qué hacer con los beneficios generados también. No hay que tener tentación de invertir en productos exóticos que no son muy fiables. Se puede comparar el balance como la columna vertebral de la empresa.
    Entiende lo que estás comprando.Tener unas nociones básicas sobre el funcionamiento del producto en el que estamos invirtiendo es aconsejable. Sobre todo para intentar prevenir situaciones que puedan hacernos llevar un buen susto con ciertas noticias que tengan que ver con alguna materia prima o alguna fase del proceso de fabricación.
    Recela del exceso de ambición. Es bueno invertir, pero invertir en lo que se tiene experiencia. A menudo hay empresas que tienen la tentación de meterse en sectores ajenos a su área de experiencia. Alejándose así de la actividad fundamental de la empresa, no suele ser muy buena idea en general.
    Piensa a largo plazo. Hay que tener en cuenta una visión de futuro y que la empresa tenga también esa visión de futuro para desarrollar su negocio. Generalmente las fluctuaciones de mercado a corto plazo no suelen tener gran importancia ya que responden a pérdidas o ganancias puntuales. Lo importante es el capital permanente.
    Los índices son herramientas de medición, no de confección de carteras. Tener bien claro que las situaciones pasadas no idican más que eso, el futuro no viene determinado por lo que pasó anteriormente. Tener cuidado con las empresas que no aportan valor y que estén en un determinado índice; puede suponer bastante trabajo tener qué empresas son, pero de vez en cuando es necesario.
    Aprovéchate del comportamiento irracional. Los mercados los mueven seres humanos, por lo tanto somos seres irracionales. Hay que aprovechar las oportunidades que se crean cuando un valor cae un 20% por ejemplo, es una oportunidad de comprar con un descuento del 20%.
    Haz tu propio análisis. La renta variable no es una ciencia cierta como la ingeniería, por lo tanto no hay muchas reglas que se puedan aplicar y que sean satisfactorias. Se suele decir además, que una de las claves del éxito es no seguir a los demás.
    Céntrate en sectores en los que sea posible disponer de una ventaja competitiva sostenible. Hay ciertos sectores que generan más beneficio que otros. Se debe a que las barreras de entrada a dicho sector son muy elevadas, que dificultan a competidores entrar en el mercado. Uno de estos sectores es la banca que tiene que cumplir una serie de requisitos ante las autoridades antes de poder ofrecer sus productos.

  2.    Responder

    Algunas imágenes de la entrada se han perdido. Sin ellas es difícil interpretar lo que se comenta. ¿Podría volver a añadirlas?

  3.    Responder

    …Las mejores franquicias te reducen el riesgo asociado al lanzamiento de un negocio, y puedes disfrutar automáticamente de la experiencia del franquiciante de su gran capacidad de negociación dónde podrás adquirir grandes cantidades de productos al mayor y los beneficios de un marketing y promoción centralizados.

  4.    Responder

    Se dice “Más sabe el diablo por viejo que por diablo.” — De finanzas no sé si sabrán mucho o poco, pero de refranes hay que andar un poco más fino eh…

  5.    Responder

    Buen artículo sobre contrarian investing.


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies