Años han tenido que pasar para que un gobierno Japonés se haya acordado de que su economía se encontraba en una situación inflacionaria. La realidad en Japón, desde el cambio de gobierno el pasado mes de Septiembre parece que va a cambiar, y mucho, según los primeros análisis que podemos hacer ante el anuncio de una inyección de liquidez de 77.000 millones de euros.

 bank-of-japan.jpg

La economía japonesa siempre ha sido, para los más curiosos del mundo financiero, todo un abanico de posibilidades y estudios; sus tipos de interés rozando el 0%, su moneda casi independiente y autárquica y, sobre todo, su alta productividad son los alicientes más importantes para que la economía japonesa demuestre que las teorías clásicas no van con ella, y ella, va por otro lado.

Esta suma de dinero, 10.000 millones de Yenes, que va a inyectar el Bank of Japan en el mercado pretende dar un soporte de liquidez mucho mayor del que ya disponían, pero ¿servirá de algo si se sigue manteniendo una tasa de interés de 0,1%? En mi opinión personal, sí y no, todo depende de cómo gestionen realmente esas ayudas.

1.- Pongamonos en la situación siguiente: El BOJ inyecta en el mercado los 10.000 millones Yenes vía créditos a las entidadaes financieras más importantes del país: ¿qué ocurrirá?

  • Que dichas entidades, habiendo conseguido una gran capacidad de liquidez, estén dispuestos a bajar en gran medida los costes para la concesión de créditos; por ende, la gente dispondrá de más dinero, podrá aumentar el consumo privado y gracias a ello la deflación (sin contar con la productividad en este caso) disminuya.
  • Que los japoneses, recibiendo dichos créditos, lo único que hagan sea fomentar el ahorro familiar, algo que no reactivaría la economía en el corto plazo ni soñando y de esa manera la deflación seguiría igual.
  • Que gracias a esa inyección de dinero, las empresas del país vía bancaria, consiguieran una mayor suma en sus cuentas anuales, dando más descanso a sus trabajadores con un mayor salario (algo escasamente probable); ambas partes, empresa y empleado, estaría en menor disposición productiva que el punto anterior, por lo que a menor cantidad de producción y stockaje podríamos hablar de una situación de precios al alza y, por ende, una vuelta a la normalidad en cuanto a la situación de precios. Más tarde, los bancos conseguirían recuperar sus créditos a un ratio interesante para devolverlo al BOJ al 0,1% pactado.

2.- La segunda situación (y de la que nadie quiere fiarse): El BOJ inyecta en el mercado los 10.000 millones Yenes vía créditos directos a los emprendedores:  ¿qué ocurrirá?

  • Los emprendedores, ávidos de ideas altamente expansivas, tendrían la financiación necesaria para llevar a cabo sus proyectos. Sus productos y/o servicios, de alta calidad e innovación, llegarían al mercado en un momento decaída de precios en donde podrían convertirse en bienes giffen y de ese modo intentar fomentar la labor de alza sostenida de precios
  • Llega la financión, estos no consiguen usarla de forma eficiente, y desvían el dinero a manos de empresas clásicas que son sus proveedoras. Estas empresas, ya situadas en el marco de la deflación, no harían nada más que recibir ese dinero como sinergia de liquidez pero no ayudaría ni perjudicaría a la economía.

¿Cual es entonces la mejor solución? ¿Y la menos arriesgada?

Es complicado hacer una valoración real, si fuera tan sencillo como parece las soluciones habrían llegado mucho antes, pero quizá el planteamiento del Bank of Japan, haciendo una inversión en liquidez para que las entidades crediticias distribuyan a su vez esa riqueza a todos los ciudadanos puede ser la mejor solución.

En mi opinión es una gran medida, aunque mi duda siempre se mantiene en el tiempo, ¿de verdad estas super acciones sirven para algo? ¿hay mediciones posteriores para saber cómo de influentes han sido estas medidas? En ocasiones creo que más que medidas lo que hacen muchos gobiernos, no en especial el de Japón, es matar mosquitos a cañonazos; cuando justo eso es lo peor que se puede hacer.

  1. Hola, tanto vosotros como Expansión tenéis mal las cifras. 77.000 millones de euros son unos 10 billones de yenes, no 10.000 millones. El eterno problema del false friend billions-billones, supongo.
    Saludos

  2. Expansión: “Banco de Japón ha anunciado que inyectará 10.000 millones de yenes (77.152 millones de euros ó 120.000 millones de dólares)”… vaya metedura de pata !!!
    Si USA y Europa inyectan enormes cantidades de dinero, Japón también… a ver si consigue devaluar un poco el subidón de su divisa que le perjudica mucho las exportaciones.

  3. AGRADECERIA LLA SIGUIENTE INFORMACION :

    A lo largo de esos años de deflación ¿los bancos han obtenido beneficios en Japon?

    ¿Han repartido beneficios?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

También te gustará

Empieza la masacre de los Autónomos

Hay cerca de 2 millones de personas físicas que son autónomos en…

El falso sueño americano

¿Por qué el 1% más rico de los estadounidenses se lleva el 20% del ingreso nacional, pero el 1% más rico de los daneses sólo el 6%?

Factores en contra de la competitividad de la economía española en 2018

-Gestión del talento: La primera y principal razón de la pérdida de…