Si todavía te resistes a pasarte a la banca móvil, quizá te anime saber que ya son cientos de miles los españoles que la usan habitualmente. Las descargas de algunas aplicaciones, como la de CaixaBank, se cuentan por millones y los wallets para pagar en comercios están ganando adeptos, gracias, en parte, a las promociones que cada vez más entidades están lanzando y a la llegada de carteras digitales de grandes operadores como Apple, Samsung o Android y, en breve, Huawei.

Solo los tres principales bancos del país, Banco Santander, BBVA y CaixaBank, sumaban al cierre del pasado año 53,7 millones de clientes digitales en todo el mundo y un amplio número de clientes móviles. Tal ha sido el empuje de la digitalización durante los últimos años que, incluso, han aparecido entidades nuevas que solo se relacionan con el cliente a través del smartphone como los ingleses Atom Bank, Monese, Starling y Monzo, los franceses Hello Bank, Soon Banque y Orange Bank, o el neerlandés Bunq. Pero no son los únicos.

Algunos bancos móviles, como el inglés Revolut, el banco paneuropeo sito en Alemania N26, el maltés Ferratum Bank o el español imaginBank, el único nacido en nuestro país, ya están alcance de cualquier ciudadano español.  Solo es necesario disponer de un móvil y de unos minutos para hacerse cliente de uno de ellos. Este tipo de bancos promete una operativa novedosa y una experiencia distinta a la que ofrece la banca tradicional: comisiones muy bajas o nulas, productos de ahorro más rentables, acceso a un gran número de cajeros gratis, cero vinculación, cambios de divisa más baratos… Y el número de entidades móviles disponibles en nuestro país podría aumentar a corto y medio plazo si alguno de los neobancos europeos decide entrar en España.

Pero no hace falta ser cliente de un banco móvil para hacerlo todo a través del smartphone. La mayoría de los bancos de España, sino todos, disponen de su propia app. Pero ¿cuáles son las más descargadas? ¿Y las mejor valoradas?

CaixaBank, el banco con la ‘app’ más descargada…

Si atendemos a las cifras de Google Play, entre cinco y diez millones de usuarios han instalado la aplicación de CaixaBank en su móvil, de acuerdo con un análisis realizado por el comparador de productos bancarios HelpMyCash.com. Se trata de la app de un banco nacional con mayor número de descargas en los teléfonos Android. Le siguen las aplicaciones de BBVA, Banco Sabadell, Banco Santander, Bankia e ING, con entre uno y cinco millones de instalaciones cada una. En el otro extremo se sitúa la app de Oficinadirecta, que actualmente solo la utilizan entre 5.000 y 10.000 personas. Algo más de éxito tienen las aplicaciones de Triodos, ActivoBank, Coinc y Self Bank, con entre 10.000 y 50.000 usuarios.

Las apps de los neobancos no van por mal camino. Las de Revolut, imaginBank y N26 cuentan con entre 500.000 y un millón de descargas y la de Ferratum Bank, no supera las cien mil descargas.

…e imaginBank, la entidad con la aplicación mejor valorada

CaixaBank gana por partida doble, ya que imaginBank, aunque es un banco móvil con productos únicos, no deja de ser una marca comercial de CaixaBank que, recordemos, tiene la app más descargada. La aplicación de imagin tiene una valoración en Goole Play de 4,6 sobre cinco. Solo la supera la app de Revolut, pero esta solo comercializa una tarjeta y ninguna cuenta, por lo que no se puede comparar al 100 %  con el resto.

Las aplicaciones de Abanca, N26, EVO, CaixaBank, Banco Popular, Oficinadirecta, BBVA, Triodos, Banco Sabadell y Unicaja consiguen un cuatro o más. La peor valorada es la de WiZink, con un aprobado justo (2,5).

Durante los dos últimos meses, solo Revolut, N26, Banco popular, Bankinter y Openbank han conseguido aumentar la apreciación que tienen sus usuarios de su app, según las valoraciones del marketplace de Google. Mientras que las de Triodos, Laboral Kutxa, Bankia y Self Bank han perdido puntos, aunque para ser justos, de forma muy discreta.

 

¿Y qué hay de los ‘wallets’?

En los móviles Android, Samsung Pay, que curiosamente no pertenece a ningún banco, es el mejor valorado, con un 4,7, seguido de BBVA Wallet (4,4), Android Pay (4,2), CaixaBank Pay (3,9) y Twyp, creado por ING (3,8). La diferencia entre los wallets de los bancos y los externos es que los primeros solo permiten abonar compras en comercios con las tarjetas emitidas por la propia entidad, mientras que las aplicaciones externas permiten asociar tarjetas de varios bancos a la vez y escoger con cuál se quiere pagar en cada momento.

Samsung Pay trabaja con un amplio número de bancos. A saber: WiZink, Openbank, Banco Santander, CaixaBank, imaginBank, Abanca, Banco Sabadell, además de El Corte Inglés. Está disponible para una decena de terminales de la compañía Samsung. La gran competencia de la empresa surcoreana es Apple Pay. Actualmente permite asociar tarjetas American Express, CaixaBank, Carrefour, imaginBank, N26, Openbank y Santander, además de Boon, Orange y Edenred. Android Pay es la más limitada: de momento solo opera con American Express, BBVA, Openbank y Edenred.

  1. Pronto se acabará la impunidad con la que Jesualdo Domínguez Alcahud ha estafado y extorsionado. Este corrupto que se amparó detrás de la dirección de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) tiene que pagar por cada uno de sus timos. No podrás evadir a la justicia por siempre, personajes como este ciertamente manchan y mancillan nuestras sociedades ¿Hasta cuándo?

  2. Cuando surgieron las apps de los bancos, muchos lanzaron la suya propia sin demasiada optimización (lo mismo ocurre con servicios parecidos a Netflix, tienen diseños imitativos y poco funcionales). Con el tiempo se han ido perfeccionando, pero no todas. Por ejemplo, la del BBVA la uso desde hace tiempo y por más que la renovan no hay manera de que me resulte fácil y útil. Entiendo que, a medio plazo, se conseguirá un mayor asentamiento. Si es que otros servicios no lo mejoran.

  3. Aquí en Málaga donde Unicaja es fuerte, se esta intentado hacer que Unipay, su plataforma de pago movil se extienda.Pero la verdad es que no termina de convertirse en algo de uso normal por los usuarios. Sin embargo tienen una aplicacion de banca movil muy buena con acceso por huella digital y bastantes opciones para operar.

  4. Las apps de banca son útiles porque nos permiten llevar nuestras finanzas en el bolsillo, como se suele decir. Aunque yo aún hecho de menos algunas funcionalidades importantes como poder sacar dinero con ellas.

  5. Muy interesante y completo el artículo que habéis publicado.La app de bbva es muy buena,no te hace falta conectarte a la web para nada,puedes hacerlo todo ( con tu clave) sin restricciones ( tener que esperar a que te autortizen desde la oficina,etc….

  6. Llámame antiguo, pero a mi las acceder al los datos bancarios desde el smartphone me sigue dando un poco de repelús.
    Aunque se que es problema mio y las app son seguras y muy prácticas

  7. Sería interesante conocer las cifras reales de uso, no de descargas. Yo utilizo el software de los bancos para realizar consultas y operaciones pero por ahora no le encuentro el punto a pagar con una de estas herramientas.

  8. Hay algunas apps que son insufribles. A veces sería más interesante hacer un esfuerzo por desarrollar una buena web responsive con todas las funciones de la página para PC. Al final hay operaciones básicas que no necesitan más y nos obligan a llevar mil aplicaciones instaladas en el móvil.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

También te gustará

¿Quién controla el mercado del Lujo?

Tras comentar la concentración que existe en el sector de las semillas…

Para explicarle a tu hijo con una imagen lo que es la devaluación de una moneda

A la izquierda anuncio que aparecía en la prensa en Argentina en…

La banca acuerda aplazar el Armageddon de los derivados

Un cártel de 18 grandes bancos han acordado esta semana hacer la…

Aprobado el canon AEDE. La ley más infame de la historia de internet

Hoy, 22 de julio la Comisión de Cultura del Congreso aprobó con…