GurusBlog

Gundlach recomienda bonos americanos y Druckenmiller se opone al programa de la Reserva Federal

gundelach

La rentabilidad de los bonos del Tesoro estadounidense bajará. Esta es una de las conclusiones del conjunto de estadísticas reunidas en el webcast que ofreció Jeff Gundlach, el 4 de junio. Su análisis se concentra en la situación actual de la economía y en los pasos que puede seguir la Reserva Federal para mantener la hegemonía del crecimiento de los Estados Unidos. Otros inversores, como Stanley Druckenmiller, son críticos con el programa de Quantitative Easing defendido por Ben Bernanke. Consideran que este modus operandi terminará con un inevitable crack de las bolsas.

Con el título de “What in the world is going on?”, Jeff Gundlach señaló su interés en los bonos del Tesoro estadounidense, con vencimiento a 10 años. El conocido Rey de los Bonos cree que la Reserva Federal hará lo posible para rebajar la rentabilidad de los bonos, ya que unos tipos de interés elevados perjudicarían el crecimiento. Esta idea está ligada también a nivel mundial, el sistema económico global aún es débil, sobre todo después de la sacudida de Japón, y por este motivo se deben regular las emisiones de renta fija del estado.

Gundlach entiende el programa de QE como un sistema de regulación que paso a paso funciona. Su exposición se centra en la situación actual y en las posibles inversiones. Debido a la relación negativa entre interés y el precio de la renta fija, el inversor considera que es un buen momento para comprar activos emitidos por el Tesoro de Estados Unidos.

Stanley Druckenmiller, en cambio, va más allá. Este ofrece una visión panorámica al estilo de su antiguo patrón, George Soros. El gestor macroeconómico considera que la Reserva Federal está manipulando los precios de los activos fundamentales de la economía estadounidense.

Si para Gundlach el Quantitative Easing es parte del mecanismo, para Druckenmiller el programa de Ben Bernanke fue una opción afortunada en la primera prueba, realizada el año 2008. Ahora son intervenciones malignas, en un supuesto mercado libre, que provocan asignaciones erróneas de recursos. La Reserva Federal, con la compra mensual del 70% de las emisiones de renta fija del Tesoro estadounidense, está subvencionando los mercados de bonos, la bolsa y el sector inmobiliario.

Según Druckenmiller, cuanto más se alargue este programa de intervenciones, peor acabará todo.

En economía no hay una solución única. Reúne a dos economistas y obtendrás cinco opiniones diferentes. Por esta razón el programa de la Reserva Federal de QE provoca reacciones diferentes en cada persona que plasma su opinión en algún medio. Según el blog de Mark Dow, las políticas económicas estadounidenses no tienen ningún tipo de correlación directa con los mercados financieros ni con el crédito emitido por los bancos. Las compras de bonos del Tesoro son un influjo de confianza. Dow aclara: “el dinero del QE no va directamente a la bolsa”.

El autor de Csinvesting.org, por otra parte, ve en el QE una manera “mágica” de mover la economía. Pregunta si en lugar de imprimir billetes para comprar renta fija del mismo Tesoro, por qué la Reserva Federal no paga los gastos del estado?

Desde mi punto de vista, creo que jugar en un libre mercado manipulando los precios, es como jugar a ser Dios en la liga de mortales. Me sitúo en la misma línea de Druckenmiller; controlan la economía real con instrumentos celestiales (o de ficción). Mientras funciona no hay problemas. Los dolores de cabeza vendrán cuando los dos sistemas deban converger.

Via The Money Glory

Saber más sobre los temas de este Post

Conversación

3 comentarios

  1.    Responder

    Hola ConanChé,
    por este motivo puse lo de SUPUESTO. El mercado estadounidense es uno de los mas intervenidos indirectamente. Lo que tu llamas, de manera muy apropiada, intervencionismo camuflado.
    Un saludo.

  2.    Responder

    “””Si para Gundlach el Quantitative Easing es parte del mecanismo, para Druckenmiller el programa de Ben Bernanke fue una opción afortunada en la primera prueba, realizada el año 2008. Ahora son intervenciones malignas, EN UN SUPUESTO MERCADO LIBRE, que provocan asignaciones erróneas de recursos. La Reserva Federal, con la compra mensual del 70% de las emisiones de renta fija del Tesoro estadounidense, está subvencionando los mercados de bonos, la bolsa y el sector inmobiliario”””
    he remarcado en mayúsculas la clave de la economía actual ¿estamos en un mercado libre? ó ante las ostias que no para de repetir el mercado libre, se ha decidido por un intervencionismo camuflado


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies