Inditex pagó el miércoles uno de los dos dividendos que pagará este año a sus accionistas, entre los que me encuentro.

Ha pagado 0,90 euros por acción y otros 0,90 euros el próximo 2 de noviembre, lo que supone repartir 1,80 euros por acción en concepto de dividendos este año. La rentabilidad por dividendo con la acción en los 67,50 euros a los que cotiza este miércoles es de 2,67%. No es un rentabilidad alta pero es algo.

Pero si lo comparamos con el precio al que hemos comprado nuestras acciones, puede que este dividendo pueda ser más interesante. Por ejemplo, yo compré las acciones de Inditex a 28 euros. Por tanto estos 1,80 euros que recibo este año, hace que mi rentabilidad por dividendos sea un 6,4%. Esto ya es otra cosa y un % a tener muy en cuenta. Además la revalorización en mi cartera de Inditex es del 140% (con la acción a 67,50 euros). Sin duda un acierto haber comprado Inditex a 28 euros. Ahora toca ver cómo las vendo para ver como termina esta inversión que la verdad es que va por muy buen camino.

De todas formas, lo importante es que la compañía sigue creciendo y sigue aumentando sus ventas y beneficios (análisis resultados 2011). Además parece que todavía le queda mucho por recorrer y muchas alegrías que dar a sus accionistas. Esto se refleja en el precio de su acción que no ha parado de crecer en los últimos 4 años.

Desde enero de 2009 cuando cotizaba por el entorno de los 32 euros, hasta este 2 de mayo, ha multiplicado por dos la capitalización. Pocas compañías pueden decir esto. Muchas compañías, incluso muchas del Ibex, lo que han hecho en estos últimos 3 años y medio ha sido lo contrario, reducir a la mitad la capitalización bursátil.

En cuanto a la política de retribución al accionista, creo que la está llevando bastante bien. Paga casi un 60% de los beneficios en concepto de dividendos y lo puede hacer sin problema dada la gran cantidad de caja disponible. El dividendo le supone un desembolso de aproximadamente 1.122 millones de euros, y la caja neta es superior a 3.000 millones.

Por lo tanto, retribuye al accionista todos los años a través de dividendos, sigue con una gran cantidad de caja neta que le dé fortaleza financiera y un escudo muy importante para momentos de dificultades y su valor en bolsa no se resiente si no todo lo contrario, va creciendo año a año.

En definitiva, Inditex es otro tipo de compañía y mira a la crisis por el retrovisor. Parece que no le afectan estos difíciles momentos económicos que vivimos y la compañía va a lo suyo. Espero que continúe durante mucho tiempo por este camino y que siga demostrando que una compañía puede seguir creciendo y ganando más, a pesar de las dificultades.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

También te gustará

¿Quién controla el mercado del Lujo?

Tras comentar la concentración que existe en el sector de las semillas…

Cómo George Soros tumbó la libra esterlina y ganó mil millones de dólares

Si por algo es conocido George Soros es por en 1992 haber…

¿Qué pasaría si Apple pierde todas sus ventas en China?

En término de valoración, y con la estructura actual de deuda neta (Deuda – Caja y activos financieros), nos dejaría a una Apple sin China cotizando a 8,4x Ebitda o con un Free Cash Flow Yield del 8,2%.

2018. El año en el que los inversores se quedaron sin refugio

Según un estudio elaborado por la gente de Deutsche Bank (os adjuntamos gráfico ) el 90% de los 70 tipos diferentes de activos seguidos por el Banco están dando rentabilidades reales negativas medidas en dólares en los que llevamos de año