La fusión por absorción que realizó Gas Natural a Unión Fenosa parece que ha dejado en el dique seco muchas de las pautas de captación de fondos que tenía prevista; por ello a tenido que realizar una emisión al mercado primario de un total de 2.250 millones de euros en bonos de deuda propia.

gas1.jpg

La operación seguramente será un éxito, ya que ha decidido hacerlo mediante el uso de cuatro entidades financieras como intermediarios: Citigroup, La Caixa, Santander y UBS. Esta, la colocación primaria por acuerdo, no es la forma habitual de realizar un lanzamiento bonista al mercado primario, pero sin duda y debido a la necesidad de fondos a corto plazo, es la forma más rápida de obtener parte de ese dinero.

El planteamiento inicial de Gas Natural es conseguir financiarse gracias a la compra de estas cuatro entidades financieras de los bonos, en tres tandas bianuales, así las entidades pueden retirarse en alguna intermedia de las mismas, para conseguir así que las ventas al público ya se produzcan en un mercado secundario en el que no se vea afectado por la negociación en el precio o la situación de oferta y demanda de bonos de deuda.

Estos bonos, de hasta 12 años, ofrecerán unos ratios anuales equivalentes del 5%. Si hacemos unos cálculos rápidos: Quién compre unos 12.000 euros de deuda en esta primera tanda de bonos puede obtener unos 20.000 euros (12.000 de capital + 8.000 de intereses) dentro de los 12 años establecidos en el pliego de condiciones.

Gas Natural, además de mostrar su debilidad líquida en la actualidad, deberá tener muy en cuenta estas emisiones de deuda por que los plazos irán venciendo a medio plazo y tendrán que haberse hecho con las suficientes cuantías como para devolverlas.

La planificación 2008-2020 del grupo Gas Natural muestra una tendencia evolucionista, en cuanto ingresos, hacia nuevos desarrollos de energías renovables, realizados a través de Unión Fenosa,  que les coloquen en la vanguardia internacional consiguiendo sinergias tanto en la producción de dicha actividad como en la implementación de otros mercados.

  1. Pues eso no es lo que nos explicaron el día 14. Decían que las cuatro entidades que mencionáis habían actuado de lead managers de la emisión y que la oferta había sido 5 veces superior a la demanda. Los yields que se mencionaban en la comunicación enviada a la CNMV eran de 3,125% (emisión a tres años), 4,375% (emisión a 7 años) y 5,125% (emisión a 12 años).

    Difiere mucho de lo que comentáis ¿Podéis explicarlo?

    Por otro lado, telefónica lleva todo el año lanzando emisiones para pagar vencimientos de deuda que va teniendo y todo el mundo habla de la capacidad de generación de caja que tiene. Sinceramente, no lo entiendo.

  2. no has acertado ni una.. en el momento de vencer los bonos vuelves a emitir y se acabo (refinanciar) y del tema renovables.. como que no.. según las declaraciones de ayer del CEO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

También te gustará

Cómo George Soros tumbó la libra esterlina y ganó mil millones de dólares

Si por algo es conocido George Soros es por en 1992 haber…

Ya vuelve el Séptimo de Caballería a la Bolsa

A partir de la semana que viene pueden volver a recomprar sus acciones empresas que tienen aprobados programas de recompras de acciones por importe de unos $140 billones (billones norteamericanos) al trimestre.

Resultados de DIA. Algo más que un mal año

Con una deuda neta superior a los €1.400 millones, no hay que ser un genio de las matemáticas para intuir que DIA va a tener dificultades para poder hacer frente a sus vencimiento de deuda

Netflix. Algo no anda nada bien con sus resultados

Si en el tercer trimestre de 2015, Netflix quemó -$248 millones de caja, -$506 millones en el tercer trimestre de 2016, y -$463 millones en el tercer trimestre de 2017, ahora en el tercer trimestre de 2018 la cifra se ha disparado a hasta los -$859 millones.