GurusBlog

Evolución del PIB en España y la luz de De Guindos

evolucion PIB espana

El Banco de España publicó hoy su último informe sobre la evolución de la economía Española. A falta de revisar todo el documento os dejo los datos que nos parecen más significativos y en donde yo particularmente no veo el brote verde por ningún lado. Primero la evolución del PIB, cómo podéis ver en 2012 hemos entrado en recesión y los datos de diciembre no apuntan precisamente que estemos saliendo de ella, más bien al contrario. Recordar que siempre se ha dicho que la economía española no crea empleo si no crece por encima del 2% anual, y obviamente aunque en 2011 el PIB tuvo una evolución positiva seguimos destruyendo empleo.

evolucion consumo españa

Aunque la evolución de todos los indicadores es preocupante, destaca entre todo el hundimiento del consumo en 2012.

deuda administracion publica

Y en este podéis ver la evolución del endeudamiento y la carga financiera de la administración pública española.

A todos esto la economía española agudizó su contracción durante el cuarto trimestre de 2012, al registrar un descenso del 0,6% en tasa intertrimestral, tres décimas más que el dato del trimestre anterior, y una caída del 1,7% en tasa interanual, con lo que en el conjunto del año el PIB cayó un 1,3%, según las estimaciones del Banco de España.

En su último boletín económico, el Banco de España indica que detrás de este descenso del PIB se encuentra un “debilitamiento notable” de la demanda en el cuarto trimestre. Así, se intensificó el retroceso del consumo de los hogares, en un contexto en el que diversos factores de carácter transitorio, como el efecto del adelanto de las compras previo a la subida del IVA o la supresión de la paga extra de diciembre de los funcionarios, se sumaron a la debilidad del mercado de trabajo.

Como consecuencia de todo ello, la demanda nacional registró un retroceso en el conjunto de 2012 del 3,9%, superior a la del año precedente, y a la que contribuyeron todos sus componentes, tanto de consumo como de inversión. Concretamente, el consumo privado cayó en torno al 2%, lastrado por el impacto que han tenido sobre las familias las medidas de ajuste fiscal y por el incremento de precios de los bienes que éstas consumen.

Por el contrario, la demanda exterior neta atenuó, un año más, el impacto de la contracción del gasto interno sobre la actividad, con una aportación positiva de 2,6 puntos porcentuales en el promedio del ejercicio, apoyada tanto en el avance de las exportaciones como en el descenso de las importaciones.

Por el lado de la oferta, el Banco de España afirma que todas las ramas productivas empeoraron sus registros respecto a 2011, con descensos del valor añadido en la industria, en los servicios de no mercado y, sobre todo, en la construcción, y un crecimiento prácticamente nulo en los servicios de mercado.

EL AJUSTE EN EL SECTOR INMOBILIARIO CONTINUARÁ EN 2013.

En concreto, indica que la inversión residencial siguió disminuyendo en los últimos meses del ejercicio, con el que sector inmobiliario habría culminado su quinto año de ajuste, con un descenso superior al 7% en 2012.

El Banco de España añade que los cambios regulatorios introducidos el pasado año, que entraron en vigor en 2013, como la eliminación de la deducción por vivienda y la previsible aprobación de la reforma de la Ley de Arrendamientos, introducen “alguna incertidumbre” sobre el desarrollo del mercado inmobiliario en los próximos trimestres. Así, indica que las condiciones que prevalecen por el lado de la demanda y la persistencia de un elevado saldo de viviendas sin vender sugieren que el ajuste podría continuar en 2013.

La inversión empresarial, continúa la autoridad monetaria, se vio igualmente afectada por unas perspectivas de demanda interna y externa poco favorables. De esta forma, tanto la inversión en bienes de equipo como la realizada en otras actividades disminuyeron en el tramo final de 2012, con lo que estima que el año cerró con sendos descensos del 5% y del 15%, respectivamente.

SE ACELERA LA CAÍDA DEL EMPLEO.

Por su parte, el empleo disminuyó a un ritmo superior al del año previo, estimándose un descenso del número de ocupados del 4,3%, en parte como resultado del retroceso del empleo público, que cayó por primera vez desde que se iniciara la crisis, ya que al ajuste que realizó la Administración Central también se sumó el realizado por las comunidades autónomas tras los planes de reequilibrio financiero.

Como en años previos, el descenso del empleo se concentró, según explica el instituto emisor, en los trabajadores con contrato temporal y se mantuvo el mejor comportamiento relativo de los empleos a tiempo parcial.

El Banco de España resalta que tras el incremento del año anterior, los costes laborales retomaron la trayectoria de moderación iniciada en 2010, y el pasado año registraron un descenso del 0,6%, “muy influido” por la bajada de los salarios públicos.

En cuanto a la reducción del déficit público, señala que la información más actualizada, referida a la ejecución presupuestaria de octubre y noviembre, apunta a una reducción “muy significativa” de las desviación de la recaudación impositiva en estos meses, debido a la aceleración de los ingresos por IVA y Sociedades, y a una mejora adicional en el grado de aproximación del gasto al objetivo programado, tras recogerse el impacto de la eliminación de la paga de diciembre a los empleados públicos (ahorro de 5.000 millones) y la decisión de no actualizar las pensiones con la desviación de la inflación (2.000 millones menos).

OBJETIVO DE DÉFICIT PARA 2013 “MUY AMBICIOSO”.

A pesar de ello, destaca que el cumplimiento del objetivo del 6,3% de déficit público para 2012 dependerá de que las medidas de consolidación fiscal, tanto de la Administración Central como de las comunidades, hayan generado los efectos esperados en el tramo final del año.

De cara al objetivo del déficit del 4,5% para el año que viene, el Banco de España advierte de que su consecución requerirá acometer un esfuerzo fiscal adicional “muy ambicioso”, tanto por parte de la Administración Central como de las comunidades autónomas.

De Guindos y su Luz:

Es cierto que los datos publicados hoy por el Banco de España son datos de la economía española mirados por el retrovisor. Mucho más optimista es el ministro Luis de Guindos, que debe mirar por el parabrisas y con prismáticos para ver lo qeu nadie ve. De Guindos en declaraciones al diario alemán Die Welt,  considera que existen “algunos signos de luz al final del túnel” que permiten albergar cierto optimismo respecto a la situación de la economía española, que podría volver a registrar “un ligero crecimiento” en el cuarto trimestre de 2013 (recordad que ligero crecimiento no es sinónimo de creción de empleo).

De Guindos asegura que las reformas acometidas por el Gobierno, “aunque dolorosas en el corto plazo, darán fruto”, y señala que la economía española podría registrar en el cuarto trimestre de 2013 “un ligero crecimiento respecto al trimestre anterior”. Lástima que lo de la luz sea ta genérico y no concrete algo más cuales son las señales que él ve que le indican que la cosa va a mejorar  a corto plazo con la política económica actual

Saber más sobre los temas de este Post

Conversación

2 comentarios

  1.    Responder

    El Instituto de la Empresa tampoco “ve el brote verde por ningún lado” e identifica las causas de este pesimismo: política fiscal restrictiva, reforma laboral ineficiente y desconfianza en los líderes del país. ¡Adiós a los brotes verdes!: http://economy.blogs.ie.edu/archives/2013/01/adios-a-los-brotes-verdes.php

  2.    Responder

    “De Guindos told the German newspaper Die Welt, believes that there are “some signs of light at the end of the tunnel”
    Could that light at the end of the tunnel be a train heading directly toward him?


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies