El número de procesos concursales en el primer trimestre de 2013 alcanzó los 2.725 casos, lo que representa un nuevo máximo histórico y un 7,2% más con respecto a los niveles registrados en el último trimestre de 2012, según un informe de Crédito y Caución basado en los datos publicados por el Boletín Oficial del Estado (BOE).

Además, según el grupo asegurador, “ningún indicio permite anticipar un cambio en esta evolución de la concursalidad a corto plazo”, por lo que, de acuerdo con sus previsiones, los niveles de concursalidad crecerán en 2013 con la intensidad de los dos ejercicios anteriores, “superando por primera vez la barrera de los 10.000 concursos anuales”.

Tan solo a partir de 2014, considera que se romperá previsiblemente esta tendencia, en línea con las previsiones de mejora de algunos indicadores clave de la actividad empresarial.

Según el informe, el prototipo de concurso de acreedores es el de una pyme de cerca de 20 trabajadores, y no de reciente creación, que fueron las primeras en padecer los efectos del cambio de entorno en 2008 y 2009, sino un operador consolidado en su sector.

Así, en dos de cada tres casos, la destrucción de tejido productivo está afectando a empresas con más de diez años de antigüedad, que fueron capaces entonces de adaptar sus flujos financieros y su actividad, pero están cada vez más presionadas por la prolongación en el tiempo de la crisis y, en un entorno marcado por la debilidad del consumo interno, su insolvencia judicial se ve propiciada por las dificultades para acceder a nuevas refinanciaciones financieras.

En este entorno, el director del área de Recobros de Crédito y Caución, Miguel Ángel Díaz del Hoyo, considera que hay que “perfeccionar” los sistemas de detección y seguimiento de los riesgos.

SERVICIOS, EL SECTOR QUE MÁS SE DISPARA.

Por sectores, el de servicios registra el mayor crecimiento trimestral de los niveles de concursalidad (22%), mientras que se registra una tendencia a la baja en sectores tradicionalmente vinculados a la actividad inmobiliaria, como construcción (-7%), maderas y muebles (-30%) o electricidad (-13%).

Por comunidades autónomas, destaca el incremento del 53% de Madrid, mientras que en Cataluña, que concentra habitualmente el mayor número de concursos debido a su peso en la economía española, se ha producido un aumento del 19%.

Mientras, Andalucía (-14%) o la Comunidad Valenciana (-8%), que cuentan también con un peso importante por el número de procedimientos, registraron descensos en sus niveles de concursalidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

También te gustará

¿Quién controla el mercado del Lujo?

Tras comentar la concentración que existe en el sector de las semillas…

La banca acuerda aplazar el Armageddon de los derivados

Un cártel de 18 grandes bancos han acordado esta semana hacer la…

Estos son los 16 países que más pagan a sus Médicos

Probablemente la medicina sea una de las profesiones con mayores barreras de…

Aprobado el canon AEDE. La ley más infame de la historia de internet

Hoy, 22 de julio la Comisión de Cultura del Congreso aprobó con…