GurusBlog

¿Qué deberíamos conocer sobre Activos Digitales en la nueva Economía Tokenizada (Tokenomics)?

La gran mayoría de nosotros hemos oído hablar acerca del Blockchain así como de la aparición de nuevas monedas digitales, como el Bitcoin o Ethereum.

Hay quienes piensan que se debería distinguir claramente entre blockchain y las criptomonedas. Cierto es que son cosas diferentes, pero en cierto sentido van de la mano. De hecho, la tecnología Blockchain apareció con Bitcoin, podríamos decir que es la madre de Blockchain pero ha resultado que el potencial de esta tecnología va más allá que el caso de uso para el que apareció.

Blockchain nos está forzando a repensar los costes, la seguridad y la propiedad de todas y cada una de las transacciones que ocurren en el mundo, no sólo transacciones financieras, sino cualquier transacción en la que intervenga una máquina computando cualquier tipo de datos.

Sin la tecnología blockchain, muchas de las critomonedas que hoy encontramos en el mercado no existirían, debido a que la mayoría de ellas se fundamentan en la red de ethereum.

La criptomonedas son una clase de activos digitales que encontramos en el mercado, bien para almacenar, comprar o intercambiar en el mercado cripto. Pero encontramos otras clases de activos, como los pure assets (cripto gatitos), o incluso activos reales que han sido tokenizados, como es el caso de la venta de casas en Ucrania.

Normalmente, se cree que los activos digitales son solo criptomonedas, pero nada más lejos de la realidad, de hecho, la mayoría de activos digitales o cryptoassets son digital commodities, o activos digitales que representan el aprovisionamiento de materias primas en formato digital. También son frecuentes los activos digitales que representan utilidad, de bienes o servicios.

Lo que podemos afirmar es que la tecnología Blockchain permite que cualquier objeto pueda ser tokenizado, convirtiéndose en un activo digital. Podemos encontrar 7 tipos de Activos Digitales:

1. Criptomonedas
2. Plataformas
3. Utility Tokens o Tokens de utilidad
4. Security Tokens
5. Tokens de Activos Naturales
6. Crypto-Collectibles (cripto gatitos)
7. Stablecoins, o criptomonedas que funcionan como monedas fiat.

Partiendo de esta clasificación, deberíamos conocer cómo valorar en el mercado cada uno de estos activos, pues formarán parte de la nueva economía tokenizada.

En numerosos casos, detrás de estos activos digitales se encuentran grandes proyectos que están disrumpiendo en la economía actual y en numerosos casos transformando la “forma de real” de llevar a cabo los negocios.

Al igual que internet en su momento, blockchain está transformando la manera en la que los proyectos se ejecutan, la relación peer to peer está irrumpiendo en todos los sectores, desde el crowdfunding hasta el sector seguros, eliminando en todos los casos al intermediario testaferro.

A la hora de valorar estos activos digitales para incorporarlos en un portfolio de inversión, deberemos diversificar, si bien es cierto que, al igual que en el auge de las punto-com, en la que algunas compañías se quedaron en el camino, otras como Google o Amazon son ahora grandes corporaciones. Internet y Blockchain son parecidas en este sentido, veremos cómo algunas empresas que desarrollan estas tecnologías no llegarán a buen puerto, pero otras muchas serán los Google o Amazon de un futuro no muy lejano. Nos encontramos en una sociedad en la que la tecnología se desarrolla de manera exponencial con lo que los resultados o casos de uso del blockchain no se harán esperar demasiado.

La clave para la inversión en este tipo de activos es la diversificación y el estudio de los diferentes métodos de valoración según qué tipo de activo digital estemos incorporando a nuestra cartera de criptos.

Lo que si deberíamos tener clara es la diferencia entre los diferentes tipos de activos digitales, entre los que se encuentran las criptomonedas, y la economía real detrás de todos estos activos digitales.

A través de las ICOs (Initial Coin Ofering) se han llegado a captar más de 3.000 millones de dólares en 2017 a través de esta nueva forma de financiación, por lo que habrá proyectos que desarrollen nuevos activos y servicios en esta nueva economía tokenizada, marcada, como decimos, por la desintermediación, descentralización y seguridad que nos puede ofrecer la tecnología blockchain.

Autora: Cristina Córdoba.

Nota: Desde Gurusblog, entre otras cosas porque vamos a estar presentes impartiendo un módulo del curso, si queréis profundizar en el tema os recomendamos el Executive Program Digital Asset Valuation que organizan desde Finnovating.

Saber más sobre los temas de este Post

Conversación

7 comentarios

  1.    Responder

    Sin duda, es el futuro. No se cuanto tiempo tardará en asentarse, pero lo hará antes o después…

  2.    Responder

    Es cuestión de tiempo que todos los activos migren a la blockchain para que su valor pueda transferirse de forma más eficiente. Las criptomonedas y los activos digitales son el futuro de la economía mundial.

  3.    Responder

    Esta semana he tenido el placer de colaborar en un artículo de Javier Lacort para Xataka titulado “Bitcoin y Ethereum, ¿inversión o burbuja? Inversores que han puesto mucho dinero, inversores que jamás lo harán“. El artículo trata este tema recogiendo opiniones tanto a favor como en contra de la inversión en criptodivisas. Eso hace que sea muy recomendable para ayudar construir una opinión sobre el tema.

  4.    Responder

    Claro que esto no será solo un pasatiempo. En un futuro se usara mas que el dinero en papel.

    1.    Responder

      el dinero negro no se puede llevar así.

  5.    Responder

    Las criptomonedas son el futuro!

  6.    Responder

    Satoshi es un genio, no hay nada mas que ver todo lo que se ha derivado del Blockchain


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies