Interesante movimiento el de la cadena de cafeterí­as Starbucks, que ha decidido eliminar de sus menus las grasas denominadas trans o aceites vegetales hidrogenados, una solución barata para mejorar la textura de los alimentos y solidificar el aceite, y tremendamente extendida en la industria alimentaria industrializada y especialmente en los productos de bollerí­a y cómo aceites baratos para freir comida en restaurantes. El caso es que está demostrado que las grasas trans son demoledoras para nuestro organismo, con un principal doble efecto… disminuyen el colesterol bueno y aumentan el colesterol malo, considerándose las grasas trans como el principal producto alimentario que aumenta el riesgo de sufrir un infarto de miocardio. Se estima que sólo en los EEUU las grasas trans, son las responsables de entre 30.000 y 100.000 muertes anuales por infarto de miocardio.

Dicho esto, el movimiento de Starbucks de eliminar las grasas trans de sus menús no ha sido nada fácil ( de hecho llevaban 2 años intentando eliminarlas), debido a que su uso en productos de bollerí­a está tremendamente generalizado y sólo hasta ahora ha sido cuando la opinión pública está empezando a ser consciente de los peligros de este tipo de la utilización de este tipo de grasas, por lo que probablemente a Starbucks le hubiese resultado bastante más sencillo seguir utilizando las grasas trans y no preocuparse tanto por la salud de sus clientes.

Sin embargo, por suerte tenemos alguna empresa que empieza a entender que ofrecer los mejores productos y servicios a sus clientes aunque sea rompiendo las reglas de la industria es la mejor manera de conseguir una importante ventaja competitiva y a medio plazo una estrategia rentable.

  1. Hmmm… En la ciudad de NY se prohibirá el uso de grasas trans a partir de julio de este año:
    http://tinyurl.com/w8b2v
    http://tinyurl.com/y5t5mm
    (ambas redirigen a artículos de El Mundo, porque The NY Times es de pago)

    Así que en Starbucks no son ningunos filántropos, sino que más bien tienen un buen departamento de Marketing. De todas formas, no importa el color del gato si caza ratones, y si quitan las grasas hidrogenadas, tanto mejor para el consumidor (y sus coronarias).

    Un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

También te gustará

Estos son los 16 países que más pagan a sus Médicos

Probablemente la medicina sea una de las profesiones con mayores barreras de…

Quien te enfada te domina

Cuando tratamos de entender a alguien que no conocemos bien, el cerebro nos engaña para que asumamos que esta persona se comportará como otras previamente

¿Por qué se desmotiva la gente?

Las personas tienen un impulso innato para mostrar quiénes son realmente, pero la vida corporativa se opone al deseo humano de expresarse.