GurusBlog

Suecia baja el tipo de interés de referencia al -0,10% y lanzará su propio plan de compra de bonos soberanos

corona-sueca-euro-compressor

Intradia Corona Sueca Euro

 

No se vayan todavía aún hay más. Pronto no quedará Banco Central sobre la faz de la tierra que no haya puesto el precio del dinero en negativo y se haya dedicado a imprimir papelitos para comprar bonos. Sería una buena época para el negocio de las imprentas, lástima que hoy en día el dinero se cree de forma digital simplemente dándole a una tecla.

El Banco de Suecia (Riksbank) ha decidido rebajar en diez puntos básicos el tipo de interés de referencia de la corona, que se situará así en el -0,10% a partir del próximo 18 de febrero, así como un recorte del tipo de la facilidad de depósito, que bajará al -0,85% desde el -0,75%, mientras que la institución ha anunciado que realizará compras de deuda soberana por importe de 10.000 millones de coronas suecas (unos 1.040 millones de euros).

El instituto emisor sueco se convierte así en el último banco central en reaccionar a las políticas expansivas del Banco Central Europeo (BCE), que el pasado 22 de enero anunció un ambicioso programa de compra de activos, después de las medidas adoptadas recientemente por sus homólogos de Suiza y Dinamarca.

“Hay indicios de que la inflación subyacente ha tocado fondo, pero la situación en el exterior es ahora más incierta y esto incrementa el riesgo de que la inflación no suba suficientemente deprisa”, indicó la el Riksbank.

De este modo, el consejo del banco central sueco ha determinado

la necesidad de una política monetaria más expansiva que apoye el repunte de la inflación, por lo que la institución ha indicado que el tipo de interés utilizado en sus operaciones de refinanciación continuará en el -0,10% hasta que la inflación se aproxime al 2%. “No será apropiado incrementar la tasa hasta la segunda mitad de 2016”, añadió.

Asimismo, con el objetivo de relajar aún más su política, el Riksbank ha anunciado que realizará compras de bonos soberanos con vencimientos comprendidos entre uno y cinco años por importe de 10.000 millones de coronas suecas.

“Para garantizar que la inflación sube hacia el objetivo marcado, el Riksbank está preparado para hacer rapidamente su política monetaria más expansiva”, afirmó el banco central sueco, que expresó su disposición a actuar incluso fuera de las fechas marcadas para sus reuniones de política monetaria si hiciera falta.

A este respecto, el Riksbank precisó que sus actuaciones podrían incluir nuevos recortes del tipo de interés de referencia, así como el retraso de la primera subida de esta tasa e incrementar sus compras de bonos soberanos.

Además, el banco central sueco dijo que existe la posibilidad de lanzar un programa de préstamos a empresas a través de los bancos.

Saber más sobre los temas de este Post

Conversación


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR