alimentos venezuela empresa polar

Si ayer comentábamos que Argentina iba bien, hoy toca deciros que sin duda Venezuela va mucho mejor, si el objetivo es alcanzar el nirvana máximo en cuanto a  destrucción de una economía.  La diosa Kali o Shivá, como criatura de la aniquilación es sóla una aprendiz si lo comparamos con lo que los chicos y chicas de la revolución Bolivariana están haciendo con la economía de Venezuela.

Si primero se quedaron sin papel higiénico, después tuvieron que regalar los televisores de plasma y luego las compañías aéreas dejaron de vender billetes de avión en Venezuela, ahora parece que los Venezolanos pueden empezar a pasar algo de hambre.

El Grupo de Empresas Polar, principal empresa venezolana privada de elaboración de alimentos y bebidas, anunciaba que sus proveedores internacinonales de comida y equipos han dejado de suministrarle porque el gobierno venezolano no le está facilitando dólares al tipo de cambio oficial con el que poder pagar a los proveedores.

En concreto Cadivi, el organismo público que distribuye los dólares en Venezuela adeuda a Empresas Polar unos 463 millones de dólares. La deuda se ha incrementado un 194% en los últimos dos años y el periodo de liquidación de Cadivi ha pasado de 50 días a 230 días.

Ya advertimos, cuando Maduro decidió regalar los televisores de plasma a la población supuestamente para combatir la hiperinflación, que eso iba a desencadenar un efecto bola de nieve que llevaría al Gobierno Venezolano a tener que importar él directamente cualquier bien que puedan necesitar sus ciudadanos, con la dificultad de que los ingresos en dólares de la petrolera estatal venezolana son limitados y no pueden servir para importarlo todo. A la que empieza a tener que dedicar los dólares a comprar papel higiénico o televisiores de plasma, es lógico y normal que al final acabes sin tener dólares para importar cosas tan básicas como comida o poder garantizar el transporte aéreo a tus ciudadanos.

Por cierto ayer Maduro retorcía de nuevo la política monetaria y cambiaria del país para intentarla adaptarla a la realidad. Mantiene el tipo de cambio de 6,3 bolívares por dólar para importar bienes esenciales como comida y medicinas y crea un sistema dual con un nuevo tipo de cambio de 11,3 bolívares por dólar para importar el resto de bienes. Va progresando pero teniendo en cuenta que el tipo de cambio en el mercado negro está a 78 bolívares el dólar aún le queda un largo camino para reconocer la realidad. Y la realidad es que vía hiperinflación los Venezolanos son 10 veces más pobres de lo que ahora creen que son.

Por cierto empresas Polar tiene dos opciones:

1) Dejar de producir comida y parar la actividad por falta de dólares con los que adquirir materias primas.

2) Comprar los dólares en el mercado negro a 78 bólivares el dólar e incrementar por 10x los precios de los alimentos en Venezuela si no quiere perder hasta la camisa y tener que cerrar la empresa.

Os dejamos un vídeo del último hit musical venezolano “La están cagando”

  1. Si se devaluase el bolivar al cambio del mercado negro habría un proceso inflacionario. Mas la economia seria más competitiva.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

También te gustará

Empieza la masacre de los Autónomos

Hay cerca de 2 millones de personas físicas que son autónomos en…

Aprobado el canon AEDE. La ley más infame de la historia de internet

Hoy, 22 de julio la Comisión de Cultura del Congreso aprobó con…

Cómo George Soros tumbó la libra esterlina y ganó mil millones de dólares

Si por algo es conocido George Soros es por en 1992 haber…