GurusBlog

El yen, ¿activo refugio?

japon-compressor

El Yen ha sido, tradicionalmente, uno de los principales activos refugio a los que acudir cuando la actitud ante el mercado era de aversión al riesgo, aunque la política de tipos seguida por el BoJ no aconsejase la inversión fuera de un contexto de protección.

En este contexto, el cruce del Dólar estadounidense frente al Yen japonés protagonizó una sonada caída desde mediados de 2015 hasta hace unos pocos meses, poniendo en evidencia la falta de interés que ha suscitado el Dólar en los últimos tiempos, tanto por las incertidumbres políticas como por la eterna indecisión de la Fed a la hora de tomar cartas en el asunto de las subidas de tipos.

Cotizando dentro de un marcado canal descendente, el par ha ofrecido multitud de oportunidades de trading en corto gracias a la continua devaluación del billete verde frente a la divisa nipona, pero esta tendencia empezó a dar muestras apreciables de agotamiento este verano, al llegar a la zona de los 101 Yenes, area en la que ya en el pasado se estableció una importante zona de soporte y que volvió a ser capaz de sostener al precio, frenando su desplome. De hecho, en esta misma zona se ha establecido un triple suelo que auguraba un potencial alcista que no ha tardado en materializarse.

yen-1

La rotura del canal bajista, en combinación con la evidente divergencia presente en el RSI desde principios de mayo, parece haber dado el pistoletazo de salida para las posiciones largas, aunque el par no habría tenido el comportamiento estratosférico que ha demostrado en las últimas semanas si no hubiese sido por el apoyo inesperado de Trump, cuya victoria electoral ha valido para darle nuevas alas al Dólar frente a la inmensa mayoría de sus cruces principales.

No hay más que echar un vistazo al Dollar Basket para darse cuenta de que el camino a seguir en FX es posicionarse a favor del Dólar estadounidense. En el caso del USDJPY, este hecho ha provocado que el par haya logrado penetrar las resistencias que ha ido encontrando sin el más mínimo esfuerzo, algo que, por otra parte, ha provocado una apreciable sobrecompra en el activo, que debería oxigenarse un poco antes de acometer nuevas apreciaciones. La última resistencia, en la zona de los 108 Yenes, podría ser perfectamente la que dé inicio a la corrección esperada.

yen-2

Hay que reconocer que este tipo de escenarios son incómodos para el trading, querríamos entrar largos pero siempre tenemos la sensación de que podríamos llegar tarde y que el precio puede girar de vuelta en cualquier momento. Por este motivo, quizá sea más razonable esperar a que el precio termine su corrección, que podría llegar hasta cualquiera de los puntos marcados por los retrocesos de Fibonacci, quizá con mayor probabilidad hasta alguna de las zonas de confluencia, si es que el Dólar permite una caída semejante en su estado actual, y entrar de nuevo largos cuando tengamos seguridad de que se ha reanudado la tendencia alcista.

Dpto. Análisis IG @IGEspana

Saber más sobre los temas de este Post

Conversación


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies